Niña de Kuwait se somete a cirugía por un tumor facial y le cambia la vida

Por Jack Phillips - La Gran Época
26 de Agosto de 2019 Actualizado: 26 de Agosto de 2019

La familia de una niña kuwaití nacida con un gran tumor facial viajó miles de kilómetros para encontrar tratamiento.

Noor Núñez, de casi un año de edad, y su familia viajaron de la ciudad de Kuwait a la ciudad de Nueva York para ver si podía recibir tratamiento para el tumor no canceroso de hemangioma en su rostro.

Su madre, Ranya Al-Mutairi, dijo al New York Daily News que cuando su hija nació, el tumor era pequeño.

“Cuando nació, era solo un simple rasguño”, contó. Los médicos en Kuwait le dijeron que se resolvería por sí solo.

Sin embargo, el tumor siguió creciendo y comenzó a cubrir su ojo derecho y nariz. Al-Mutairi también señaló que el medicamento que se administró en el pasado para tratar el tumor no detuvo el crecimiento.

Según el sitio web de la Academia Estadounidense de Cirujanos Ortopédicos (American Academy of Orthopaedic Surgeons), los tumores de hemangioma “pueden aparecer en todo el cuerpo, incluso en la piel, los músculos, los huesos y los órganos internos”.

“La mayoría de los hemangiomas ocurren en la superficie de la piel o justo debajo de ella. A menudo se desarrollan en la cara y el cuello, y pueden variar mucho en color, forma y tamaño”, dice el sitio web. “Debido a que los hemangiomas rara vez se vuelven cancerosos, la mayoría no requieren ningún tratamiento médico. Sin embargo, algunos hemangiomas pueden desfigurar y muchas personas buscan atención médica por razones estéticas. En la mayoría de los casos de hemangioma, el tratamiento no incluye cirugía. Los casos en los que la cirugía puede ser necesaria incluyen tumores que están profundos en músculos o huesos, o tumores en la piel que causan problemas con la visión, la respiración o la alimentación”.

Su madre dijo al Daily News que tenía que tener un cuidado especial cuando cuidaba a Noor.

“No la dejaba gatear”, dijo Al-Mutairi, preocupada de que el tumor pueda sangrar si se lesionaba. “Tenía miedo, no sabía adónde ir si ocurría un incidente como ese”.

Sus padres comenzaron a buscar médicos fuera de Kuwait después de que no pudieron encontrar atención médica dentro del pequeño país de Oriente Medio.

“Se veía horrible”, dijo Al-Mutairi sobre el tumor.

“Fue estresante”, dijo el padre de Noor, Joe Núñez, un oficial de ciberseguridad de un contratista del gobierno, al Daily News sobre la búsqueda de un médico que la tratara.

Y añadió: “Ya habíamos dado suficientes vueltas”.

Eventualmente, la familia encontró al Dr. Gregory Levitin en la ciudad de Nueva York.

“Literalmente lo empaqueté todo en un correo electrónico y envié ese correo a varias personas”, contó Núñez. “El Dr. Levitin, en realidad, fue el único que, tan pronto como le envié el email, me respondió de inmediato. Con algunas de las otras personas tuve que esperar de tres a cuatro semanas”.

En julio, la familia emprendió un vuelo de 16 horas de Kuwait a Estados Unidos.

Cuando Noor llegó, Levitin realizó una cirugía de dos horas y media a la niña en el Hospital Mount Sinai el 24 de julio.

Según WWLP, pudo extirpar alrededor del 80 por ciento del tumor de la cara.

A pesar de que era benigno, su familia dijo a la estación que le impedía ver y que probablemente la haría sufrir psicológicamente si no recibía tratamiento.

“Empecé a llorar. Fue una gran diferencia”, contó Al-Mutairi al Daily News después de la operación. “Además, me alegró que estuviera a salvo”.

Levitin dijo que el caso de Noor era “extremo”, añadiendo que “no hay muchos como el suyo todos los años”.

“Lleva tiempo y láser para mejorar. Creo que a la edad de tres años se va a ver fantástica y a los cinco años, antes de ir a la escuela, se verá completamente normal”.

Tumor cerebral desaparece “milagrosamente”

El tumor cerebral inoperable de una niña de Texas desapareció milagrosamente, según informes de noticias locales.

A Roxli Doss le diagnosticaron un tumor cerebral, conocido como glioma pontino intrínseco difuso, o DIPG, reportó 12NewsNow.

“Es muy raro, pero cuando lo vemos, es una enfermedad devastadora”, dijo a la emisora la Dra. Virginia Harrod del Centro Médico Infantil Dell. “Tienes menos capacidad para tragar, a veces pérdida de visión, disminución de la capacidad para hablar, eventualmente dificultad para respirar”.

Harrod dijo que la niña pasó por semanas de radiación a pesar de que no había cura para el tumor. Gena y Scott Doss, sus padres, rezaban por un milagro.

“Y lo conseguimos”, dijo Gena después de que el tumor de la niña aparentemente desapareció.

“Cuando vi por primera vez la resonancia magnética de Roxli, fue realmente increíble”, dijo Harrod en el informe. “El tumor es indetectable en la resonancia magnética, lo cual es muy inusual”.

Los médicos no pueden explicar por qué el tumor desapareció.

“En Dell Children’s, Texas Children’s, Dana-Farber, Johns Hopkins y el MD Anderson, todos estuvieron de acuerdo en que era DIPG”, señaló Scott.

*****

¿Sabías?

Qué es Falun Dafa y por qué se propagó por todo el mundo

TE RECOMENDAMOS