Niño de 13 años se despierta de un coma de 3 semanas después de oler su desodorante favorito

Por Jack Phillips - La Gran Época
28 de Mayo de 2019 Actualizado: 28 de Mayo de 2019

Kacper Krauze, un niño inglés, se despertó de un coma de tres semanas después de oler un desodorante.

Cayó en un río helado mientras jugaba con sus amigos en Cumbria en febrero de 2019, según el Daily Mail.

El niño, que no sabía nadar, se sumergió en el río Eden durante unos 25 minutos, dijeron los testigos.

Fue sacado de las aguas congeladas por los servicios de emergencia y reanimado por los paramédicos antes de que lo llevaran al hospital.

Sin embargo, mientras estaba internado, fue puesto en coma debido a que su cerebro estuvo privado de oxígeno durante algún tiempo.

Después de varias semanas, su madre roció su desodorante favorito Lynx en la unidad de cuidados intensivos del Hospital Freeman en Newcastle, según The Metro.

“Fue un milagro. Habíamos intentado todo para despertarlo. Una enfermera me había sugerido que trajera algunos de sus artículos de tocador para lavarlo”, dijo su madre, Wioletta, al periódico.

Contó que tan pronto como roció el desodorante, sus ojos se abrieron “de inmediato” y que “debió recordar que era su olor favorito”.

Siempre amó absolutamente a Lynx y lo lleva puesto hasta el día de hoy”, añadió. “Intentamos con todas nuestras fuerzas que se despertara del coma. Tocamos música, pasmos horas hablando con él. Pero al final fue Lynx quien lo hizo. No podía creerlo. Fue un milagro absoluto”.

Kacper dijo que se ha recuperado completamente después de despertar del coma.

“Estoy muy agradecido con todos los médicos, enfermeras y con la ambulancia aérea del Gran Norte por haberme salvado la vida”, dijo, según The Sun, y añadió que “nunca pensó” que el desodorante lo ayudaría a despertar de un coma.

“Seguiré usándolo ahora, siempre. Es mi amuleto de la suerte”, dijo.

Al describir cómo sacaron al niño del agua, su madre dijo que pensó que se había ahogado.

“Estuvo en el agua por mucho, mucho, mucho tiempo”, dijo Wioletta a The Metro.

Nos dijeron más tarde que en la ambulancia aérea un médico le dio otra descarga eléctrica y después de cuatro descargas finalmente pudieron sentir el pulso. Lo habían devuelto a la vida, pero seguía en coma”, dijo.

La condición del niño era pobre, y ella estaba “rezando como loca”, recordó.

Imagen de archivo de un paciente de hospital. (rawpixal.com | Pexels)

Según el Servicio Nacional de Salud (NHS) del Reino Unido, “la investigación también ha sugerido que estimular los sentidos del tacto, audición, visión y olfato, podría ayudar a una persona a recuperarse del coma”.

“Además de hablar con la persona y tomarla de la mano, es posible que quieras intentar ponerle su música favorita a través de los auriculares, ponerle flores en la habitación o rociar un perfume favorito”, dice su sitio web.

Señaló que algunas personas comatosas informaron haber sentido la presencia de un ser querido mientras se encontraban en ese estado.

“La experiencia de estar en coma difiere de persona a persona. Algunas personas sienten que pueden recordar los eventos que ocurrieron a su alrededor mientras estaban en coma, mientras que otras no”, dice el sitio web.

*****

Te puede interesar:

Cómo el comunismo en China hace 20 años intenta eliminar a 100 millones de chinos

TE RECOMENDAMOS