Nominado de Biden a comisionado de CBP se niega a decir que hay crisis en la frontera de EE. UU. y México

Por Masooma Haq
19 de Octubre de 2021
Actualizado: 19 de Octubre de 2021

El elegido del presidente Joe Biden para dirigir la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés), Chris Magnus, se enfrentó a una audiencia de confirmación el martes, en la que se negó a calificar como crisis el aumento sin precedentes de inmigrantes ilegales que entran en Estados Unidos por la frontera sur, pero sí reconoció que es un asunto urgente.

“Senador, permítame asegurarle que nadie cree que haya más urgencia en este asunto que yo”, dijo Magnus cuando el senador Todd Young (R-Ind.) le preguntó si él considera que la situación en la frontera sur es una crisis. Young continuó presionando a Magnus para que reconociera que la situación era una crisis, pero Magnus no lo hizo.

“El DHS nos dice que ya hemos visto más de 1.3 millones de cruces fronterizos ilegales en lo que va de año. Eso es aproximadamente 1.5 veces la población de Indianápolis, Indiana. Yo diría que es una crisis. ¿Qué cantidad de cruces ilegales consideraría usted una crisis? ¿Y si quintuplicamos ese número? ¿Lo llamaría entonces una crisis?”, presionó Young.

Mientras tanto, los dos senadores de EE. UU. de Arizona, Krysten Sinema (D-Ariz.) y Mark Kelly (D-Ariz.) elogiaron a Magnus por su experiencia y capacidad para afrontar los retos que se presentan en la frontera.

“El Jefe Magnus ha construido excelentes relaciones a través de Arizona, y estoy segura de que aportará ese mismo enfoque de consenso y sentido común a la CBP”, dijo Sinema, y ​​agregó que la colaboración es su fortaleza. “El jefe Magnus ha demostrado la tenacidad y la capacidad de hacer exactamente eso [trabajar juntos] en cada paso de su carrera (…) ya que pasó de ser un oficial de policía en Michigan a un jefe de policía en Arizona, y no tengo ninguna duda de que él dará un paso más cuando sea confirmado como comisionado de CBP”.

Sin embargo, Young y otros miembros republicanos del comité deseaban algunas soluciones prácticas e inmediatas a la crisis de la frontera sur. Young le preguntó a Magnus si se comprometería a restablecer los contratos para completar el muro fronterizo, a lo que Magnus dijo que no estaba familiarizado, por lo que no podía comprometerse.

“Lo que le diré, señor, es que creo que hay un espacio para la infraestructura. Y creo que eso incluye, en ciertas secciones, la finalización de barreras, muros, otras cosas”, dijo Magnus.

Magnus ha criticado las políticas fronterizas del expresidente Donald Trump. Al testificar ante un comité del Senado en 2018, Magnus dijo que está de acuerdo con los funcionarios de seguridad en su estado, quienes dicen que destinar miles de millones al muro fronterizo es un desperdicio de recursos que estarían mejor invertidos en la contratación de más agentes.

“Dirigir los recursos federales a mejorar la dotación de personal y la infraestructura entorno a los puertos de entrada sería mucho más eficaz para detener el traslado de drogas y armas a través de la frontera que simplemente construir nuevas barreras entre estos puertos”, dijo Magnus en la audiencia de 2018.

Chris Magnus comparece ante una audiencia de la Comisión de Finanzas del Senado de EE. UU. para considerar su nominación como Comisionado de Aduanas y Protección Fronteriza de EE. UU., el 19 de octubre de 2021 en Washington, DC. (Foto de Rod Lamkey-Pool/Getty Images)

Más tarde, el senador Steve Daines (R-Mt.) preguntó a Magnus si apoyaría las políticas de la era Trump que ayudaron a detener el aumento de inmigrantes ilegales.

“Usted criticó públicamente las políticas de la administración Trump, en particular los esfuerzos para tomar medidas enérgicas contra las ciudades santuario. Jefe Magnus, mientras observa la crisis que estamos viendo ahora en la frontera sur, ¿no estaría de acuerdo (…) en que deberíamos dar un paso atrás y revisar algunas de las medidas de sentido común que estaban funcionando durante la administración anterior?”, preguntó Daines.

Daines se refería al artículo de opinión de Magnus en el New York Times de 2017.

“Como jefe de policía aquí, estoy profundamente preocupado por la campaña de la administración Trump contra las ‘ciudades santuario’, que se niegan a entregar inmigrantes indocumentados a las autoridades federales”, escribió Magnus en el artículo de opinión. Además, aclaró su postura en la audiencia del martes.

“Agradezco la oportunidad de aclarar, ya que mi primera prioridad como jefe a lo largo de mi carrera ha sido la seguridad pública, que mi defensa a la que se refiere en un artículo de opinión nunca fue política. Fue un reconocimiento de que cada comunidad merece recibir un subsidio de Byrne. Se trata de una financiación fundamental que ayuda a las comunidades en sus esfuerzos de la lucha contra el crimen (…) así que mi crítica fue simplemente que cualquier ciudad debería poder disponer de estos recursos para que los residentes locales no sufran”, dijo Magnus.

El senador James Lankford (R-Okla.), dijo que de confirmarse, Magnus estaría “entrando en una situación caótica” con un número récord de drogas que estarían ingresando a Estados Unidos y le pidió que esbozara su plan para detener la afluencia de narcóticos.

“Por supuesto, si hubiera un plan listo para abordar todos los problemas que usted acaba de describir, mi opinión es que no solo el CBP, sino todos ustedes, como organismo, se habrían encargado de que se implementara, respondió Magnus. A continuación, dijo que una parte fundamental de su estrategia sería establecer relaciones y colaborar con quienes toman las decisiones políticas.

Si Magnus se convierte en comisionado de CBP, dirigiría a 60,000 empleados y un presupuesto de más de USD 15 mil millones.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS