“Ola de calor extremadamente peligrosa” en el suroeste de Estados Unidos continuará, dice el NWS

Por Naveen Athrappully
17 de Julio de 2023 1:45 PM Actualizado: 17 de Julio de 2023 2:02 PM

Una peligrosa ola de calor continúa afectando la parte sur de Estados Unidos, donde esta semana se espera que en varios lugares las temperaturas superen los 110 grados Fahrenheit (43 grados Celsius).

El Servicio Meteorológico Nacional (NWS) advirtió sobre una “ola de calor extremadamente peligrosa” que está afectando al suroeste y continuará en la región al menos durante el próximo fin de semana, según una actualización de las previsiones del 16 de julio.

A partir del lunes, el “calor peligroso” comenzará a acumularse nuevamente en la costa del Golfo y la región sureste, y se esperan lecturas con un índice de calor de más de 110 grados Fahrenheit hasta el viernes, informó el NWS.

En algunos lugares en el suroeste, el Valle de San Joaquín, el Desierto de Mojave y la Gran Cuenca, el NWS predice posibles “récords de calor de todos los tiempos”. Casi 100 millones de personas quedaron bajo las alertas de calor del NWS.

También emitió una “advertencia de calor excesivo” para el lunes en algunas regiones en California, Arizona, Nuevo México y Texas. Las temperaturas en Phoenix, Tucson, San Diego, Los Ángeles y Las Vegas podrán variar de “mayores” a “extremas”, advirtió la agencia.

Una advertencia de temperaturas “mayores” indica que el calor puede afectar a cualquier persona sin hidratación o sin los adecuados enfriamientos. La advertencia de temperaturas “extremas” es rara, potencialmente de larga duración y con poco o ningún alivio durante la noche.

Una valla publicitaria muestra la temperatura que se alcanzará, de 110 grados Fahrenheit, en Phoenix, Arizona, el 16 de julio de 2023. (Brandon Bell/Getty Images)

El NWS aconseja a las personas que “se tomen el calor en serio” y eviten pasar el tiempo al aire libre.

“Las temperaturas alcanzarán niveles que supondrán un riesgo para la salud y serán potencialmente mortales para cualquier persona sin una hidratación adecuada o un enfriamiento efectivo”, advirtió el servicio meteorológico, agregando que “el calor es la principal causa de muerte relacionada con el clima en los Estados Unidos”.

La Administración de Salud y Seguridad Ocupacional (OSHA) emitió un aviso para los empleados, advirtiendo sobre la exposición al calor. Ellos han aconsejado a los trabajadores que beban un vaso de agua fría una vez cada 20 minutos. Además, que tomen descansos en un lugar fresco o con sombra y que se preocupen de los compañeros de trabajo con signos de enfermedades causadas por el calor.

Así mismo, el aviso pide a las personas “facilidades en el trabajo”, ya que casi tres de cada cuatro enfermedades de salud ocurren durante la primera semana de trabajo. Los nuevos trabajadores necesitan desarrollar tolerancia al calor.

Mientras trabajan al aire libre, a máxima intensidad, las personas no deben hacer más del 20 por ciento de la asignación del turno y deben tomar descansos frecuentes, dijo OSHA.

Cúpula de calor y aumento de las temperaturas

La intensa ola de calor en el suroeste se atribuye a una cúpula de calor, que se crea cuando se acumula una colina de alta presión en una región que no se eleva durante una semana o más. La alta presión hace que el aire se hunda, lo que provoca un aumento de la temperatura. Como el aire no puede escapar de la cúpula, las temperaturas siguen subiendo, incluso a niveles peligrosos.

En una actualización de las previsiones del 17 de julio, el NWS culpó de las “temperaturas casi récord” previstas para cada día de esta semana a “un sistema de alta presión fuerte y persistente”.

El lugar más cálido de la Tierra, el Valle de la Muerte de California, registró recientemente temperaturas récord. El domingo, la región de Furnace Creek del Valle de la Muerte experimentó temperaturas que alcanzaron los 126 grados Fahrenheit (52 grados Celsius), un récord para el 16 de julio, según NWS Las Vegas.

Se muestra una señal de advertencia de calor a lo largo de la autopista 190 durante una ola de calor en el Parque Nacional del Valle de la Muerte en Death Valley, California, el 16 de julio de 2023. (Ronda Churchill/AFP vía Getty Images)

La temperatura más alta jamás registrada en la Tierra se anotó hace más de 100 años en 1913, en Furnace Creek, al alcanzar los 134 grados Fahrenheit (57 grados Celsius).

Mientras tanto, en Phoenix, Arizona, la región ha tenido temperaturas que alcanzaron los 110 grados Fahrenheit durante varios días consecutivos. Esto ha obligado a varias empresas a ajustar sus horarios o incluso a cerrar.

Enfermedades por calor

Según los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos, más de 600 estadounidenses mueren cada año por enfermedades relacionadas con el calor.

Entre 2018 y 2020, se registraron un total de 3066 muertes relacionadas con el calor, y las personas de 55 a 64 años representaron la mayor proporción de las muertes, con un 19 por ciento. Entre las personas de 5 a 14 años y de 55 a 64 años, se observó que el porcentaje de muertes aumentaba con la edad.

La enfermedad más grave relacionada con el calor es el golpe de calor, que ocurre cuando el cuerpo se vuelve incapaz de controlar su temperatura.

En tal situación, la temperatura del cuerpo seguirá aumentando rápidamente, el mecanismo de sudoración fallará y el cuerpo no podrá enfriarse. Un Golpe de calor puede provocar la muerte o una discapacidad permanente.

El agotamiento por calor es otro problema de salud importante causado por la exposición al calor excesivo. Es la respuesta del organismo a una pérdida excesiva de agua y sal. La afección generalmente le ocurre a las personas mayores, las que trabajan en un ambiente caluroso y las personas con presión arterial alta.

Los CDC publicaron una lista de síntomas de enfermedades relacionadas con el calor, y lo que las personas pueden hacer en modo inmediato para tratarlos.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


 

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.