Otra iglesia podría sucumbir a la acción del hombre: la orina está destruyendo la base de la monumental catedral de Ulm

Por Anastasia Gubin - La Gran Época
30 de Abril de 2019 Actualizado: 30 de Abril de 2019

El comité de construcción de la ciudad de Ulm en Alemania está planeando iluminar la monumental catedral de Ulm, informó el ayuntamiento el 9 de abril; sin embargo está teniendo problemas con los grupos de personas que orinan en su fachada y los costados. 

La extraordinaria estructura religiosa de más de 161 metros cuenta con la torre más alta de Europa y del mundo, desde donde se puede observar un panorama inigualable del entorno incluyendo a Los Alpes.

El maestro de obras Michael Hilbert dijo que se están enfrentando a un problema sin resolver por décadas e incluso desde la edad media, el que está debilitando y carcomiendo la base de la iglesia, la cual comenzó a edificarse un día 30 de junio de 1377.

Continuamente hay personas que orinan al pie de la estructura, llamados en Alemania los Wildpinker. Pese a las multas, la iluminación, las cámaras y los guardias de seguridad, ellos sienten atracción por el lugar y siguen marcándolo y orinándolo de todas las maneras posibles.

“No se trata solo de poner en escena el hito de la catedral de Ulm, sino especialmente de la lucha contra los Wildpinkler. Su orina destruye la fachada, dijo el maestro Hilbert el 9 de abril.

Catedral de Ulm. (Wikimedia Commons)

En 2016 cuando también se lanzó una alarma por este problema, Hilbert dijo a la prensa que la piedra arenisca se estaba descascarando. Centímetros y más centímetros de la estructura se estaban perdiendo por los orinadores.

“El Pinkler generalmente se quita los pantalones cuando está oscuro y, a menudo cuando no está sobrio, lo que deja manchas húmedas en la fachada. Especialmente en los nichos laterales, donde las tiendas de comestibles estaban en la Edad Media, a menudo también vaciaban sus vejigas. Como la orina contiene ácido y sales, queda claro que la estructura del siglo XIV es mala”, reportó SWP  citando al maestro.

Catedral de Ulm (Wikimedia Commons)

“Si alguien orina en la catedral, el nitrato se acumula allí y conduce a colapsos”, explicó Hilbert en 2016. “Todos ven las esquinas negras, y cuando sale el Sol, apesta un infierno”.

El sacerdote de Ulm, Tabea Frey, también se manifestó molesto muchas veces. “Tengo una ira en mi estómago cuando las inhibiciones son tan bajas que no tienes ningún respeto”, debido a que su iglesia, la Iglesia de Ulm con la torre de iglesia más alta del mundo, tiene un problema cáustico: los Wildpinkler.

La catedral es el orgullo de Ulm con sus 161,53 metros de altura, y es parte de la historia del cristianismo en Europa. Inicialmente fue una iglesia católica, pero después de la Reforma (1529) pasó a ser luterana protestante. En 1377 se erigió la primera piedra y el 31 de mayo de 1890, más de medio milenio después, se le dio el toque final.

Ascendiendo su 768 escalones se llega a ver el paisaje, la ciudad y los alrededores desde una altura de 150 m, con un magnífico panorama. La catedral ofrece asiento para 2000 a 4500 personas pero en la Edad Media, cuando estaban todos de pie albergaba a 20.000 personas.

Catedral de Ulm. (Wikimedia Commons)

La iluminación general implantada en los últimos años contra los Wildpinkler, al menos en algunos puntos resolvió el problema. Además en la esquina noroeste dos cámaras de video brindaron más seguridad y limpieza durante varios meses.

Sin embargo los Wildpinkler están decididos a volver. “Especialmente en las estaciones más cálidas, el consumo vespertino de alcohol había tomado malas proporciones, incluidos disturbios”, dice Dean Ernst-Wilhelm Gohl a SWP en un reporte posterior. “En algunos casos, los empleados difícilmente se hubieran atrevido a salir si se hubiera hecho más tarde”.

El reverendo Frey cree que la ciudad debería ofrecer baños públicos permanentemente gratuitos: “Eso debería ser para una ciudad turística como Ulm”.

Catedral de Ulm. (Wikimedia Commons)

Ahora el ayuntamiento está planeando implementar un nuevo concepto de luz. Esto se hará en etapas, e incluye luces de suelo para los nichos, luces en los postes de las lámparas y focos para las torres y los techos de la catedral. También se incluye la fuente de delfines y la capilla de San Valentín. La construcción está programada para comenzar en febrero del próximo año.

***

A continuación

¿Por qué el comunismo no es tan odiado como el fascismo?

TE RECOMENDAMOS