Pequeñas firmas se declaran en bancarrota a un ritmo récord, superando el colapso por el COVID

Por Liam Cosgrove
05 de Abril de 2023 3:45 PM Actualizado: 05 de Abril de 2023 3:45 PM

Las pequeñas empresas en Estados Unidos están experimentando un aumento en las quiebras, superando niveles no vistos desde 2020. Según una nota de UBS revisada por The Epoch Times, las condiciones podrían empeorar a medida que comiencen a manifestarse los efectos colaterales de la reciente crisis bancaria.

La nota de UBS Evidence Lab muestra que las declaraciones de quiebra privadas en 2023 han superado el punto más alto registrado durante las primeras etapas de la pandemia de COVID en una cantidad considerable. El promedio móvil de cuatro semanas de declaraciones privadas a fines de febrero fue un 73 por ciento más alto que en junio de 2020.

“[Creemos] que uno de los signos de angustia menos apreciados en el crédito corporativo de EE.UU. ya está emanando del sector de las pequeñas y medianas empresas”, escribió Matthew Mish, jefe de estrategia crediticia de UBS, en una nota de investigación publicada recientemente. “[Las] empresas más pequeñas [están] enfrentando la presión más severa por el aumento de las tasas, la inflación persistente y la desaceleración del crecimiento”.

Las industrias más afectadas por la ola de quiebras incluyen bienes raíces, atención médica, productos químicos y tiendas minoristas, según el informe del Banco Suizo.

El endurecimiento monetario de la Reserva Federal para combatir las presiones inflacionarias ha estado en gran medida detrás del aumento de las quiebras. UBS indicó que el temor a una crisis crediticia ha empeorado aún más el aumento de los incumplimientos.

El edificio Marriner S. Eccles de la Junta de la Reserva Federal, en Washington, el 16 de marzo de 2022. (Saul Loeb/AFP vía Getty Images)

Las condiciones crediticias se están endureciendo en todo el espectro. Las grandes empresas y los prestatarios particulares también lo están notando.

A partir de febrero de 2023, las declaraciones de quiebra mensuales superaron las 31,000, un aumento del 18 por ciento con respecto a las 25,564 declaraciones de quiebra reportadas en febrero de 2022, según datos proporcionados por el American Bankruptcy Institute. El aumento en las bancarrotas del Capítulo 11, generalmente utilizado por empresas más grandes, aumentó en un 83 por ciento durante el mismo período, con 373 presentaciones en total en febrero de este año.

La Casa Blanca ha minimizado los desafíos económicos actuales y su impacto en las pequeñas empresas. La semana pasada, por ejemplo, el presidente Joe Biden citó tasas más altas de creación de nuevas empresas en los últimos tres años, sin reconocer los problemas que enfrentan los empresarios.

“Cuando asumí el cargo, esta economía se tambaleaba. Las pequeñas empresas estaban sufriendo. Literalmente, cientos de miles de pequeñas empresas habían cerrado en todo el país. Millones de estadounidenses, muchos de los cuales trabajaban en pequeñas empresas, perdieron sus trabajos por causas ajenas a ellos”, dijo. “Para impulsar la recuperación económica estadounidense, necesitábamos ayudar a las pequeñas empresas, y necesitábamos ayudarlas rápidamente. Así que nos pusimos a trabajar”.

El presidente afirmó que la Ley del Plan de Rescate Estadounidense de 2021 ayudó a la economía al proporcionar préstamos de emergencia a millones de empresas.

Aun así, la administración está lista para aumentar el impuesto a las ganancias corporativas al 28 por ciento en algún momento de los próximos meses. El aumento de impuestos afectará a las pequeñas empresas en un momento en que las condiciones crediticias continúan endureciéndose.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.