Perro hambriento y enfermo es ignorado por todos, pero una mujer aparece y lo transforma

Por Louise Bevan - La Gran Época
17 de Junio de 2019 Actualizado: 17 de Junio de 2019

Perú tiene una situación desesperada de perros callejeros y aunque el panorama general es a menudo abrumador para los defensores de bienestar animal, son las historias individuales de éxito las que elevan los espíritus en alto. Esta es una de las historias de un perro hambriento cuyo sufrimiento permaneció invisible hasta que dos mujeres de Iquitos decidieron hacer la diferencia.

Tal como se presentó en un video en acción publicado por la rescatadora de perros, Úrsula Vari, en YouTube, fue una mujer llamada, Joyci Milagros, quien cambió todo para este perro.

Joyci se dirigía a su trabajo cuando se dio cuenta de que una criatura de aspecto triste hurgaba en los botes de basura, mirando ocasionalmente a los transeúntes. Pero nadie le prestaba atención. Esto no era algo que nunca vio antes. Sin embargo, en este día, algo hizo clic. Ella sintió una “obligación inmediata de ayudar”, escribió Úrsula.

Regresó al día siguiente, pensando en el perro, pero ella no pudo encontrarlo. Sin embargo, no pasó mucho tiempo antes de que se encontrara con un segundo perro, en una necesidad tan grave como el primero.


El perro estaba cubierto de sarna, visiblemente muerto de hambre y estaba parado indefenso en medio del tráfico.

“Justo allí, en una calurosa tarde”, continuó Úrsula, “Joyci le prometió al perro que nunca lo dejaría estar en ese estado … nunca más”. Ella lo llamó “Ojitos” y su viaje comenzó.

Joyci se contactó con su amiga amante de los perros, Bianca Vásquez, quien accedió a proporcionar refugio a Ojitos y juntas descubrieron el programa de Úrsula, Perros callejeros de Perú.


El programa pudo ofrecerle al cachorro que sufría, el tratamiento que necesitaba para sobrevivir, de forma gratuita. Pero no fue fácil para las dos amigas. “Nadie podía entender por qué las mujeres tocarían a un ‘perro así'”, compartió Úrsula. El vecino de al lado de Bianca incluso se alejó, disgustado por cómo se veía el animal enfermo.

Pero la determinación de Joyci y Bianca no fue afectada. Perseveraron con el tratamiento y cuidado de Ojitos y vieron debajo de las cicatrices físicas de su torturada vida a la adorable criatura que había debajo de todo.


Valió la pena. Ojitos emergió, algunos meses después, como un elegante perro blanco con una energía ilimitada, un comportamiento juguetón y mucho amor para todos, a pesar de sus dificultades.

Después de que se publicaron en internet las imágenes del rescate y de la recuperación de Ojitos, se inundaron las solicitudes para su adopción.


Los esfuerzos combinados de dos mujeres extraordinarias dieron a este perro la oportunidad de confiar en las personas nuevamente.

Úrsula, la editora del video en acción, recauda fondos incansablemente para un programa de esterilización que ayude a mantener bajo control a la población de animales callejeros de Perú. También hay numerosos perros callejeros en Iquitos disponibles para adopción en los Estados Unidos a través del programa de Úrsula.

Joyci y Bianca recibieron mucho amor de los amantes de los animales en todo el mundo. “Tu obra nunca será olvidada”, escribió un usuario de YouTube que se conmovió con la historia.

“¡Qué increíble transformación!”, Escribió otro. “Sus ojos parecían conmocionados y aturdidos cuando lo rescataron y luego se llenaron de vida”.


Las dos mujeres de Iquitos establecieron un modelo inspirador y por el bien de los perros callejeros de todo el mundo, esperamos que se ponga de moda.

Mira el video a continuación:


Rescatan a un perro que llevaba varios días atrapado en un pozo

Si esta conmovedora historia inspiró tu corazón, por favor, compártela. Apoya el periodismo independiente y ayúdanos a difundir las buenas noticias a todo mundo.

TE RECOMENDAMOS