Piedad filial, un criterio clave para elegir funcionarios en la antigua China

Por QING YAN
17 de Abril de 2021
Actualizado: 17 de Abril de 2021

Li Gao, que vivió durante la dinastía Tang (618-907 d.C.), era bien conocido por su piedad filial hacia su madre.

Considerada una virtud clave en la cultura tradicional china, la piedad filial se refiere a mostrar respeto por los padres y antepasados ​​y cumplir con los mandatos y enseñanzas de los padres.

En el año 674, hubo una sequía en la capital. El arroz se volvió muy caro y mucha gente murió de hambre. Li Gao era un funcionario del gobierno en ese momento. Cometió un error en su trabajo y fue degradado a un puesto en Wenzhou y puesto a cargo de los asuntos locales.

La cosecha en Wenzhou también fue mala. El gobierno local tenía varios cientos de miles de hu (una medida china antigua equivalente a aproximadamente 40 cuartos de galón) de grano almacenado. Li Gao quiso dárselo como alivio a la gente. Sus subordinados le aconsejaron que esperara una orden del emperador.

Li Gao dijo: “Sin comida durante días, una persona morirá de hambre. ¡No hay tiempo para esperar! Si el sacrificio de mi vida puede salvar miles de vidas, no podría haber nada más digno”.

Ordenó que se le diera el grano a la gente y luego escribió una carta al emperador en el que se criticaba a sí mismo. Después de leer la carta, el emperador elogió a Li Gao y lo ascendió.

Una vez, en una visita a una localidad vecina, Li Gao vio llorar a una mujer de cabello blanco. Él le preguntó por qué lloraba y la mujer dijo: “Tengo dos hijos, Li Jun y Li E, que han estado ausentes sirviendo como funcionarios del gobierno durante más de 20 años, pero nunca han vuelto a visitarme. Soy tan pobre que ni siquiera puedo alimentarme”.

Tanto Li Jun, como Li E, eran funcionarios muy conocidos.

Li Gao estaba furioso. Dijo: “Cuando uno está en casa, debe tener piedad filial hacia su familia. Cuando uno está ausente, debe ser respetuoso con los ancianos.

“Si uno tiene más tiempo y energía, podría continuar con sus estudios académicos. ¿Cómo pudieron estos dos hermanos, con una conducta moral tan baja, servir como funcionarios del gobierno?”.

Gao informó del asunto al emperador. Como resultado, Li Jun y Li E fueron despedidos de sus puestos oficiales y se les prohibió servir en el gobierno.

Estándar moral, calidad esencial

Observar la piedad filial hacia los padres es una virtud y una norma moral tradicionales de China. ¿Por qué los pueblos antiguos dieron tanta prioridad a la piedad filial y la consideraron la más importante de todas las virtudes?

Porque la piedad filial está estrechamente relacionada con la mejora del carácter moral. Para practicar la piedad filial, hay que tener un corazón bondadoso, que en sí mismo, es una cualidad esencial para relacionarse con los demás en la sociedad.

La piedad filial abarca también muchas otras virtudes, como la gratitud, la retribución de las bondades, el no olvidar las propias raíces, el respeto a los ancianos y la consideración hacia los demás.

Si uno no puede ser amable ni siquiera con su propia familia, ¿Cómo puede ser verdaderamente amable con los demás? ¿Cómo se puede “poner en orden la familia, gobernar el país y traer la paz a todos bajo el cielo?”.

Desde la época de la dinastía Han (206 a.C.-220 d.C.), la corte real utilizaba la piedad filial como uno de los principales criterios para elegir a las personas con talento para servir en el gobierno.

Debido a que Li Gao tenía un corazón sincero de bondad y piedad filial hacia sus padres, pudo tratar a todos los demás con bondad, incluso dispuesto a arriesgar su vida para salvar a las personas hambrientas.

Adaptado de Clearwisdom.net


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS