Policía colombiano vende a ocho compañeros distintos un único coche que no es suyo y huye con el dinero

Por La Gran Época
27 de Marzo de 2019 Actualizado: 27 de Marzo de 2019

Un oficial de la Policía fue acusado por ocho de sus compañeros de trabajo en el sureste de Bogotá, Colombia, por vender a cada uno de ellos el mismo automóvil, un Chevrolet Sail azul que ni siquiera era suyo.

El hombre, Sergio Tayiber Lara Pinzón, ahora es buscado por las autoridades por estafar y recibir cerca de 100 millones de pesos, equivalentes a 31.681 dólares, relató a Noticias Uno el capitán José Pineda, comandante del Comando de Acción Inmediata (CAI) del barrio 20 de julio, grupo al que pertenecen todos los involucrados, informó CDN.

Lara Pinzon convenció a sus compañeros para que les pagara el dinero por adelantado para “pisar” la compra del coche y luego escapö.

Pocos días antes de la fecha acordada de la entrega dejó de responder las insistentes llamadas de sus compradores, quienes comenzaron a inquietarse por no recir lo que ya habían pagado. Una y otra vez el hombre se excusó diciendo que debía arreglar asuntos legales con el tránsito.

Los oficiales de policía con equipo antidisturbios montan guardia el 6 de diciembre de 2018 (JUAN BARRETO/AFP/Getty Images)

Sus compañeros de trabajo descubrieron que el verdadero dueño del auto era un sujeto que también estaba buscando al estafador, Le había confiado el automóvil para explotarlo como Uber a cambio de un porcentaje de las ganancias, que nunca recibió.

En tanto la afligida madre de Lara Pinzón pidió a los afectados y a las autoridades policiales “comprensión” pues atribuyó la extraña conducta de su hijo a un “cambio súbito”, que necesitaría algún apoyo psicológico.

(JOHN VIZCAINO/AFP/Getty Images)

Noticiero Uno dijo que consultó al departamento de policía y supo que ya habían ordenado la destitución de Lara Pinzón por otro caso más en el que estaba involucrado y se encontraba en estado de apelación. Luego llegaron las quejas sobre la venta del vehículo, y la denuncia en la Fiscalía.

Algunos afectados decidieron denunciar por estafa a su compañero ante la Fiscalía General, y otros dijeron que prefirieron perder el dinero invertido para no estar involucrados en una investigación disciplinaria o penal.

^^^

A continuación:

Cómo los médicos en China se convierten en asesinos

TE RECOMENDAMOS