Política Cero COVID del PCCh devasta la economía china pero millones de personas podrían morir si se elimina

Por Jenny Li y Olivia Li
10 de Diciembre de 2022 4:58 PM Actualizado: 10 de Diciembre de 2022 4:58 PM

La extrema política de COVID del Partido Comunista Chino (PCCh) se enfrenta ahora a sus mayores desafíos. Ante el aumento de las protestas, muchas ciudades están empezando a relajar sus normas de “Cero COVID”, pero al mismo tiempo las autoridades están construyendo un gran número de instalaciones de cuarentena.

El PCCh se enfrenta a un dilema debido a la baja tasa de vacunación y a la ineficacia de las vacunas chinas, lo que significa que la relajación de las normas podría provocar presumiblemente más de un millón de muertes.

Gobiernos locales endeudados por COVID-19

Los costos de las pruebas de ácido nucleico para detectar COVID cada dos días y la aplicación de las políticas de cuarentena obligatoria han dejado a los gobiernos locales sin fondos. A lo largo de los tres últimos años de pandemia de COVID-19, las facturas se han ido acumulando, ejerciendo una enorme presión financiera sobre los gobiernos locales del país más poblado del mundo.

En los 10 primeros meses de este año, el gasto de los gobiernos locales en China creció en 11.8 billones de yuanes (unos USD 1.65 billones) más que sus ingresos, según el ministerio de Finanzas chino. La creciente deuda pública supone una amenaza directa para la economía china. Esto no solo aumenta el riesgo de que las autoridades locales no paguen sus deudas, sino que también limita la capacidad del gobierno para estimular el crecimiento, estabilizar el empleo y ampliar los servicios públicos.

La agencia de calificación crediticia global DBRS Morningstar, con sede en Toronto, afirmó en febrero que los elevados déficits de los gobiernos locales chinos constituyen un grave problema. Ellos estiman que el aumento del déficit y la ralentización del crecimiento del PIB harán que la deuda de las administraciones públicas chinas aumente hasta el 50.6 % del PIB en 2022, mucho más que el 38.1 % de 2019, el año anterior al inicio de la pandemia.

La débil posición fiscal de los gobiernos locales está afectando a la economía general de China. Según los cálculos de CNN basados en datos del ministerio de Finanzas del PCCh, el déficit fiscal general de China alcanzó los 6.66 billones de yuanes (unos USD 944,000 millones) en los 10 primeros meses de 2022, casi el doble que un año antes.

Zhao Wei, economista jefe de IFC Securities, con sede en Shanghai, estima que el déficit fiscal amplio de China podría superar los 10 billones de yuanes (alrededor de USD 1.4 billones) este año, alcanzando el nivel más alto de la historia.

La política de cero COVID también ha provocado un empeoramiento de otros indicadores económicos. Según la Oficina Nacional de Estadística de China, la tasa de desempleo juvenil se disparó hasta alcanzar la cifra récord del 19.9 % en julio de este año. Los beneficios totales de las empresas industriales chinas se desplomaron en octubre. Entre enero y octubre, los beneficio de 41 sectores industriales chinos cayeron un 3 %. Nomura Securities rebajó su previsión de crecimiento económico de China en el cuarto trimestre de este año al 2.4 %, desde el 2.8 % anterior.

Rechazo de las vacunas occidentales podría provocar millones de muertes

Existe una preocupación que si China abandona sus políticas contra la pandemia, surjan problemas.

La empresa británica de información y análisis científicos Airfinity afirmó en noviembre que China podría registrar entre 1.3 y 2.1 millones de muertes si se suprime la política de Cero COVID, debido a las bajas tasas de vacunación y a la falta de inmunidad híbrida.

Según un estudio publicado por Nature Medicine en mayo, científicos chinos y estadounidenses estimaron que sin ningún tipo de salvaguardias, como una mejor vacunación y acceso al tratamiento, China correría el riesgo de tener más de 1.5 millones de muertes por COVID-19.

La directora de Inteligencia Nacional de Estados Unidos, Avril Haines, declaró el 4 de diciembre en el Regan Defense Forum de California que, a pesar del negativo impacto social y económico del COVID-19 en China, Xi Jinping se mostraba “reacio a obtener una vacuna mejor de Occidente, confiando en su lugar en una vacuna china que no es tan eficaz contra la cepa ómicron”. Reuters informó además de que los funcionarios estadounidenses sugieren que es muy poco probable que China apruebe una vacuna occidental.

Gran número de instalaciones de cuarentena en construcción

Ante la pandemia, el PCCh ha estado construyendo en el país, de manera silenciosa, un gran número de instalaciones de aislamiento contra COVID-19 y hasta ahora un gran número de personas han sido puestas en cuarentena en ellas como parte de las extremas normas de Cero COVID.

“Debido a esta oleada masiva de resistencia, el régimen de Xi Jinping ha hecho un primer gesto de relajación de la política de Cero COVID, pero no se han resuelto todos los problemas estructurales, ya sea respecto a los recursos médicos o las vacunas”, declaró a The Epoch Times Chen Chuangchuang, disidente chino y director del Partido Democrático de China, el 4 de diciembre, añadiendo que “Xi no está preparado para lo que, según los expertos, podría provocar millones de muertes”.

“Lo que podemos suponer razonablemente ahora es que él sigue construyendo más centros de cuarentena en diversos lugares con el propósito de trasladar a los enfermos graves a estos centros de cuarentena y abandonarlos allí a su suerte, a sabiendas de que los recursos médicos de China son totalmente inadecuados e imposibles para hacer frente a la pandemia”, dijo Chen.

En un signo de la mentalidad contradictoria del PCCh sobre la política de Cero COVID, los puestos de análisis de ácido nucleico COVID-19 de Beijing, los que fueron retirados en gran medida la semana pasada, han vuelto a abrir desde el 5 de diciembre para calmar el descontento de la población. Los habitantes de Beijing afirman que, aunque los autobuses, el metro y los hospitales ya no exigen un resultado negativo en la prueba COVID, en muchos sitios como edificios de oficinas, grandes centros comerciales, almacenes generales y parques se sigue exigiendo un resultado negativo, y la retirada de los centros de análisis hizo imposible que la gente se haga la prueba y, por tanto, pueda viajar.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.