Por qué los conductores en China prefieren matar a los peatones que atropellan accidentalmente

Por Li Yen - La Gran Época
29 de Abril de 2019 Actualizado: 29 de Abril de 2019

Las cosas pueden volverse drásticamente horribles cuando los peatones son atropellados accidentalmente por los automovilistas en China.

En 2011, salió a la luz un inquietante video viral originario de Foshan, Guangdong, donde una niña de 2 años apodada Yue Yue es pisada por dos vehículos. Ni los conductores ni los 18 peatones y ciclistas que pasaron por allí se detuvieron a ayudar.

Aunque Yue Yue fue finalmente rescatada por un barrendero, aún así sucumbió a sus heridas.

Aún más horripilante, algunos automovilistas en China prefieren matar al peatón en lugar de dejarlo herido cuando se ven involucrado en un accidente de tráfico. Para asegurarse de que la víctima esté muerta, el conductor intencionalmente pasa por encima del peatón varias veces.

©Video Screenshot | NTDTV

Este escandaloso fenómeno de “atropella y mata” fue investigado por el abogado neoyorquino Geoffrey Sant en un artículo publicado en Slate.

Según Sant, en los últimos años, las cámaras de vídeovigilancia de toda China han capturado regularmente a conductores que acabando de derribar accidentalmente a un peatón daban marcha a tras intencionalmente para matar a la persona herida.

©The Epoch Times

Slate relató un incidente que ocurrió en abril de 2015, también en Foshan, Guangdong, donde una niña de 2 años fue golpeada por un BMW atravezó a toda velocidad un mercado de frutas.

La abuela de la niña gritó: “¡Detente! ¡Has atropellado a un menor!”

La conductora sin licencia del BMW se detuvo un momento antes de hacer marcha atrás para aplastar a la niña hasta matarla, no una vez, sino tres veces.

Sin remordimientos ni una pizca de culpa, la conductora se bajó del coche y dijo: “No digas que yo conducía. Di que fue mi marido. Podemos darte dinero”.

Cuando el caso fue llevado a los tribunales, la mujer afirmó que fue un accidente, y así solo fue sentenciada de dos a cuatro años de prisión.

Y en 2008, imágenes de una cámara de vigilancia mostraron un Volkswagen Passat blanco dando marcha atrás a toda velocidad para aplastar a una abuela de 64 años. El conductor, Zhao Xiao Cheng, condujo repetidamente de un lado a otro aplastando a la anciana, que fue pisada al menos 5 veces mientras yacía sobre el pavimento.

El conductor de un camión pasa 4 veces por encima de un niño. (©Video Screenshot | CCTV)

Zhao estaba claramente decidido a matar a la abuela que acababa de atropellar. Más allá de lo esperado, no fue encontrado culpable de homicidio intencional.

Dando crédito a la afirmación de Zhao de que confundió a la abuela con una bolsa de basura, el tribunal de Taizhou, en la provincia de Zhejiang, lo condenó a solo tres años de prisión. Para compensar su “negligencia”, solo pagó unos 70.000 dólares a la familia de la abuela.

Tristemente, tales actos inmorales son tan comunes que los chinos tienen un dicho al respecto: “Es mejor chocar y matar que chocar y herir”.

Entonces, ¿por qué pasa esto?

Aparentemente, los conductores matan intencionalmente a los peatones que atropellan por temor a pagar altas indemnizaciones, porque la ley china hace que sea más económico matar a una persona que herirla.

Según el sistema legal chino, el acusado tendrá que pagar de una vez una indemnización de entre 30.000 y 50.000 dólares por matar a alguien en un accidente de tráfico.

Mientras que en casos que involucran lesiones graves, el acusado será responsable de los pagos de por vida. El conductor tendrá que pagar por el cuidado de por vida del sobreviviente discapacitado, que puede ser superior a un millón de dólares.

Además, el conductor puede escapar de los cargos de asesinato simplemente sobornando a los funcionarios locales o contratando a un abogado.

“Es un escenario muy triste. Y quiero dejar claro que esto no es algo que sucede cada vez que hay un accidente. Pero es cierto que los conductores que atropellan a un peatón regresan y lo atropellan por segunda vez, o incluso por tercera vez, para asegurarse de que esté muerto”, dijo Sant a la anfitriona de As it Happens, Carol Off.

¿Qué hay de la indiferencia mostrada por los muchos transeúntes en el infame caso de la pequeña Yue Yue?

Imagen ilustrativa – Pixabay | pedroserapio

Según un artículo publicado por La Gran Época, en China, hay un fenómeno en el que estafadores fingen falsas lesiones en el camino, o se tiran a propósito sobre un coche en un intento de reclamar una compensación a los conductores inadvertidos.

Es más, también se dirigen a los transeúntes. Después de ver a alguien “caer”, una persona bondadosa puede querer ayudar. El estafador termina demandando al transeúnte, lo cual era parte del plan.

Esto ha llevado al triste fenómeno de que los peatones ahora son reacios a ayudar por miedo a ser demandados.

Por otra parte, hay mucha gente apática a la que simplemente no le importa.

La compasión es parte de lo que nos hace humanos. Es difícil creer que alguien renunciaría a su conciencia para matar a una persona simplemente porque es más barato y porque la gente ahora se niega a ayudar a una persona caída para protegerse de los estafadores.

¿Quizás esta sea la terrible consecuencia de una sociedad corrupta con una moral en declive?

Entonces, ¿por qué la nación china ha perdido su humanidad?

Para encontrar la respuesta detrás de la crisis moral de China, ahondemos en la historia.

China, con sus 5000 años de civilización, fue conocida como la Tierra Divina, o “Shen Zhou”. Según los antiguos chinos, su rica cultura, incluyendo la música, la medicina, la caligrafía y la vestimenta, fue transmitida desde el cielo.

Durante miles de años, el confucianismo, el budismo y el taoísmo han sido las creencias que complementaron a la sociedad china, influyendo en todos los aspectos de la vida de las personas.

Desafortunadamente, desde que el Partido Comunista Chino (PCCh) usurpó el poder, utilizó la violencia para aplastar la cultura tradicional, la fe y el fundamento espiritual, así como los conceptos éticos y las estructuras sociales de la nación a través de campañas como la famosa Revolución Cultural.

Como se afirma en los Nueve Comentarios al Partido Comunista, “A lo largo de sus más de 80 años, todo lo que el PCCh ha tocado ha sido manchado con mentiras, guerras, hambruna, tiranía, masacre y terror”.

El PCCh no solo ha causado la muerte de 80 millones de personas, sino que también ha transformado la “empatía, el amor y la armonía entre las personas” en “lucha y odio”.

“La veneración y el aprecio por el cielo y la tierra han sido reemplazados por un deseo arrogante de ‘luchar contra el cielo y la tierra'”, dice un extracto de los nueve comentarios.

“El resultado ha sido un colapso total de los sistemas sociales, morales y ecológicos, y una profunda crisis para el pueblo chino y, de hecho, para la humanidad. Todas estas calamidades han sido provocadas por la planificación, organización y control deliberados del PCCh”.

Tal como dijo un crítico a Voice of America -aludiendo al caso de la pequeña Yue Yue- esto es “un fenómeno político, no cultural”. Es el resultado de la represión sistemática por parte del Partido Comunista en el poder a la rectitud, la simpatía y la bondad a través de medios políticos y legislativos”.

Para saber más sobre el plan sistemático del PCCh para corromper los valores morales de China, por favor lea Nueve comentarios sobre el partido comunista chino.

***

A continuación:

Cómo el comunismo busca destruir la humanidad

TE RECOMENDAMOS