Sarpullido en la piel es otro síntoma de COVID-19, según estudio

Por Victor Westerkamp
09 de Abril de 2020
Actualizado: 09 de Abril de 2020

Uno de cada cinco pacientes de COVID-19 desarrolla algún tipo de manifestación cutánea, según un estudio médico italiano. Esto puede hacer que los doctores diagnostiquen por error otra enfermedad en los pacientes con COVID-19, como por ejemplo un caso de dengue, que también produce un tipo de sarpullido.

Estas manifestaciones cutáneas “son similares a la afección cutánea que se produce durante las infecciones virales comunes”, señaló el autor del reporte médico, el Dr. Sebastiano Recalcati, dermatólogo del Hospital Alessandro Manzoni de Lecco, en el norte de Italia.

Recalcati, quien dirigía un equipo de médicos, basó sus hallazgos en un grupo de 148 pacientes hospitalizados infectados con el virus del PCCh (Partido Comunista Chino), comúnmente conocido como el nuevo coronavirus que causa la enfermedad de COVID-19.

De los 148 casos positivos, los médicos excluyeron del estudio a 60 porque habían estado tomando un nuevo medicamento en los últimos 15 días. Entre los 88 pacientes restantes que se estaban examinando, 18 desarrollaron algún tipo de problema dermatológico, lo que significa alrededor del 20.5 por ciento.

8 pacientes desarrollaron afecciones cutáneas desde el principio de la enfermedad y 10 las desarrollaron después de la hospitalización. 14 tenían un sarpullido rojizo, 3 tenían urticaria y un paciente tenía vesículas similares a la varicela. Los investigadores no pudieron establecer ninguna correlación entre la intensidad de las erupciones cutáneas y la gravedad de la enfermedad.

Trabajadores desinfectan una tienda de campaña en un hospital de campo para pacientes con el virus CCP en Cremona, Italia, el 20 de marzo de 2020. (Miguel Medina/AFP vía Getty Images)

El hallazgo se corroboró con un reciente estudio tailandés del Dr. Beuy Joob, del Centro Académico Médico de Saneamiento de Bangkok.

“Existe la posibilidad de que un paciente de COVID-19 pueda presentar inicialmente un sarpullido en la piel, que puede ser mal diagnosticado como otra enfermedad común (…)El médico debe reconocer la posibilidad de que el paciente pueda tener solo un sarpullido de la piel” al principio, dijo Joob, quien fue coautor del informe médico.

Joob y su equipo basaron su hallazgo en el primer caso confirmado de COVID-19 fuera de China, un tailandés al que primero se le diagnosticó falsamente la fiebre del dengue. El paciente presentaba un sarpullido en la piel que recordaba fuertemente a la “fiebre rompehuesos”.

Los hallazgos italianos y tailandeses fueron confirmados por el Dr. Randy Jacobs, profesor clínico asistente de dermatología de la Universidad de California en Riverside, según The Hospitalist.

“Muchos se han preguntado si COVID-19 presenta algún cambio particular en la piel. La respuesta es sí”, informó Jacobs, quien también tiene un consultorio privado en el sur de California.

“COVID-19 puede presentar signos de oclusión de los pequeños vasos sanguíneos. Pueden ser petequias o pequeños moretones y erupciones livedoides transitorias (o lesiones púrpuras dolorosas)”, destacó el médico. “Otro dermatólogo amigo mío también informó de una similar erupción livedoide transitoria unilateral por COVID-19”.

Jacobs también indicó que las erupciones de la piel son causadas por el cierre de pequeños vasos sanguíneos, que pueden ser inducidos por el sistema nervioso, los efectos microtrombóticos o el sistema inmunológico. Las manifestaciones en la piel pueden ayudar a los médicos a trabajar con sus pacientes con síntomas de COVID-19, agregó.


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo


Le puede interesar

Se filtra un audio que revela la situación en Wuhan según una secretaria del PCCh

TE RECOMENDAMOS