Seguridad Nacional pide ayuda militar para trasladar a los inmigrantes ilegales de Del Río

Por Ivan Pentchoukov
21 de Septiembre de 2021
Actualizado: 21 de Septiembre de 2021

El Departamento de Seguridad Nacional de Estados Unidos solicitó la ayuda de los militares para transportar a los inmigrantes ilegales, muchos de ellos de origen haitiano, desde una zona de detención abarrotada bajo un puente en Del Río, Texas, en la frontera con México.

El Departamento de Defensa (DOD) confirmó la solicitud durante una rueda de prensa el lunes.

En virtud de esta solicitud, el departamento proporcionará transporte aéreo contratado por la Patrulla de la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza sobre una base reembolsable”, dijo en el Pentágono el secretario de prensa del Departamento de Defensa, John Kirby, dirigiéndose a los periodistas.

El apoyo solicitado terminaría el 20 de octubre y puede darse con un “riesgo mínimo” para las operaciones militares actuales, dijo Kirby antes de declinar ofrecer más detalles porque la solicitud que “en estos momentos acaba de llegar”.

“Estamos haciendo lo mismo que haríamos con cualquier solicitud de asistencia. Estamos examinando, revisando y determinando la mejor manera de avanzar”, dijo Kirby.

Algunos de los miles de inmigrantes ilegales que se amontonaron en Del Río comenzaron a regresar a México el lunes para recoger suministros o para evitar ser deportados a sus países de origen.

El lunes se vio a los haitianos y otras personas cruzar el Río Grande para volver a Acuña, México, mientras consideraban sus opciones tras la represión estadounidense en el campamento de inmigrantes ilegales situado bajo el puente internacional al norte de la frontera en Del Río, Texas.

Miles de inmigrantes ilegales se reúnen cerca del puente internacional luego de cruzar el Río Grande, en Del Rio, Texas, el 16 de septiembre de 2021. (Charlotte Cuthbertson/The Epoch Times)
Inmigrantes ilegales cruzan el río Grande desde Del Río, Texas, hasta Acuña, México, visto desde Acuña, el 20 de septiembre de 2021. (Charlotte Cuthbertson/The Epoch Times)

La zona de Del Río se convirtió en el epicentro de la crisis fronteriza de la administración Biden. La congregación de casi 10,000 extranjeros ilegales junto y debajo del puente se convirtió en un símbolo visual de los más de 1.2 millones de extranjeros ilegales detenidos en la frontera este año.

El presidente Joe Biden revocó o modificó decenas de duras políticas migratorias de la era Trump al asumir el cargo en enero.

El secretario de Seguridad Nacional, Alejandro Mayorkas, viajó el lunes a Del Río para obtener una actualización de la operación en terreno y ver de primera mano el enorme campamento plagado de basura que surgió bajo el Puente Internacional.

Mayorkas dijo que el aumento de inmigrantes fue “bastante repentino” y “bastante dramático”, lo que provocó una respuesta a gran escala del Departamento de Seguridad Nacional (DHS). Esto incluyó el traslado de unos 6500 inmigrantes a otras partes de la frontera para aliviar la carga de los agentes sobrecargados en el sector fronterizo de Del Río. Además unos 400 agentes y oficiales fueron enviados al sector, en algunos casos a expensas de dejar desprotegidas otras secciones de la frontera con mucho tráfico.

El DHS llevó a cabo tres vuelos de repatriación a Puerto Príncipe, Haití, desde Del Río el domingo, devolviendo a 327 nacionales haitianos a su país. También espera llevar a cabo de uno a tres vuelos de este tipo al día durante un tiempo por lo que está intentando conseguir más aviones para realizar los traslados.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS