Seis conclusiones clave sobre audiencia del Senado con denunciante de Facebook

Por Joseph Lord
06 de Octubre de 2021
Actualizado: 06 de Octubre de 2021

El Senado escuchó el martes el testimonio de la exempleada de Facebook Frances Haugen, quien se presentó ante el Subcomité de Protección al Consumidor, Seguridad de Productos, y Seguridad de Datos para alertar sobre las prácticas en Facebook que, según dijo, exigían una acción del Congreso.

Si bien hubo un amplio consenso bipartidista de que se deben fortalecer las regulaciones sobre la plataforma de redes sociales, los demócratas y republicanos enfatizaron diferentes preocupaciones a lo largo de la audiencia.

Después de la audiencia, Facebook emitió un comunicado sugiriendo que estaba abierto a que el gobierno “comenzara a crear reglas estándar para Internet”.

La audiencia en sí fue inicialmente motivada por una revelación de The Wall Street Journal que mostró que Facebook había ocultado datos de investigación sobre los efectos dañinos de su plataforma. Sin embargo, la conversación entre Haugen y el subcomité profundizó en las prácticas de la empresa.

Aquí están las seis conclusiones clave de la audiencia de tres horas:

Enfocarse en niños es el “momento Big Tobacco” de Facebook

El senador Richard Blumenthal (D-Conn.) identificó inmediatamente lo que está en juego durante su discurso de apertura en la audiencia.

“Este es el momento Big Tobacco de Facebook”, dijo Blumenthal. Comparó las revelaciones acerca de que Facebook ocultaba datos sobre su servicio con los esfuerzos similares de la industria tabacalera para ocultar información de que los cigarrillos causaban cáncer.

Blumenthal dijo que “[Facebook] se duplicó en sus objetivos de enfocarse en los niños”. Específicamente, el senador dijo que la compañía era culpable de “promover productos en preadolescentes, no solo adolescentes, sino preadolescentes, sabiendo que son dañinos para la salud mental y el bienestar de nuestros niños”.

Aunque los niños menores de 12 años tienen prohibido usar Facebook y su subsidiaria Instagram bajo sus términos de servicio, a menudo pueden pasar desapercibidos en ambas plataformas. Haugen dijo más tarde que los algoritmos de los sitios pueden funcionar para orientar anuncios a estos niños a través de la información que recopila sobre ellos, aunque no estén permitidos en las plataformas.

La senadora Marsha Blackburn (R-TN) y el presidente del subcomité, el senador Richard Blumenthal (D-CT), miembro de mayor rango del subcomité, escuchan el testimonio de la exempleada de Facebook Frances Haugen durante un Comité de Comercio del Senado, Audiencia sobre ciencia y transporte titulada ‘Protección de los niños online: Testimonio de una denunciante de Facebook’ en el Capitolio el 5 de octubre de 2021 en Washington, DC. (Drew Angerer/Getty Images)

Blumenthal citó una afirmación de un representante de Facebook de que la información expuesta en The Wall Street Journal “no es una bomba”. Él respondió: “Esta es la definición misma de una bomba”.

Él dijo que los documentos mostraban que los ejecutivos de Facebook “valoran más sus ganancias que el dolor que les causan a los niños y sus familias”. Haugen asintió para mostrar su acuerdo con la frase.

Haugen dijo que había visto documentos internos de la empresa que enfatizaban la importancia de lograr que los “preadolescentes”, niños de entre 8 y 12 años, ingresaran a la plataforma. Estos niños pueden ayudar a traer a sus padres a la plataforma, explicó Haugen.

“Ellos entienden el valor de los usuarios más jóvenes para el éxito a largo plazo de Facebook”, dijo.

Haugen también enfatizó en varios puntos a lo largo de la audiencia que el objetivo general de Facebook es lograr que más personas ingresen a la plataforma durante más tiempo, ya que esto maximiza sus ingresos publicitarios. También para esto, dijo Haugen, los niños son consumidores ideales.

Ella explicó: “Yo asumiría que [los niños son rentables con Facebook] en función de la publicidad de cosas como la televisión. Tienen tasas de publicidad mucho más altas para los clientes que aún no tienen preferencias o hábitos.

Zuckerberg es criticado por ir a navegar

En un golpe al CEO y fundador de Facebook, Mark Zuckerberg, que sería repetido por los senadores de ambos partidos durante el transcurso de la audiencia, Blumenthal criticó al ejecutivo por no comparecer ante el Senado y, en cambio, optar por ir a navegar.

“Mark Zuckerberg debería estar mirándose en el espejo”, comenzó Blumenthal. “Y, sin embargo, en lugar de asumir la responsabilidad, mostrando liderazgo, el Sr. Zuckerberg se va a navegar”.

Alegó que el “nuevo modus operandi de Zuckerberg no es ninguna disculpa, ninguna admisión, ninguna acción, nada que ver aquí”.

“Mark Zuckerberg, debes presentarte ante este comité, debes explicarle a Frances Haugen, a nosotros, al mundo y a los padres de Estados Unidos lo que estás haciendo y por qué lo estás haciendo”, dijo Blumenthal.

La senadora Marsha Blackburn (D-Tenn.), miembro republicano de mayor rango del subcomité, abrió sus comentarios con críticas similares a la ausencia de Zuckerberg.

La senadora Amy Klobuchar (D-Minn.) se hizo eco de los comentarios de Blumenthal y dijo que, a pesar de la gravedad de las acusaciones contra su empresa, “Mark Zuckerberg se va a navegar y dice ‘sin disculpas'”.

Demócratas y republicanos se unen en una acción prometedora

En una rara muestra de bipartidismo, republicanos y demócratas en la audiencia se reunieron para exigir una acción federal contra el gigante tecnológico.

Tanto los republicanos como los demócratas durante la audiencia expresaron su apoyo para abandonar o reformar significativamente las protecciones de la Sección 230 para la plataforma de redes sociales. Según una ley estadounidense de la década de 1990, las empresas de tecnología no son responsables del contenido compartido por los usuarios en sus plataformas.

Por el contrario, las empresas de medios tradicionales y online no tienen las mismas protecciones y pueden ser demandadas por el contenido que publican.

La noción de abandonar las protecciones fue presentada por el presidente Donald Trump en 2020, pero no fue seguida por acciones legislativas. Con la información proporcionada por Haugen, que Blumenthal calificó de “bomba”, los senadores de ambos partidos políticos parecen estar considerando seriamente seguir adelante con la eliminación de estas protecciones de Facebook e Instagram.

Haugen alentó a los legisladores a seguir adelante con la acción, pero enfatizó que los problemas de las plataformas no podrían resolverse solo con la reforma de la Sección 230.

“Una empresa con una influencia tan aterradora sobre tanta gente necesita una supervisión real”, dijo.

Haugen concluyó: “El Congreso puede cambiar las reglas con las que Facebook juega y detener los muchos daños que ahora está causando. Ahora sabemos la verdad sobre el impacto destructivo de Facebook (…) debemos actuar ahora. Les pido a ustedes, nuestros representantes electos, que actúen”.

Más allá de reformar la Sección 230, se presentaron otras sugerencias.

Blackburn dijo que la privacidad había sido una preocupación para ella desde que estaba en la Cámara de Representantes, donde señaló que había presentado leyes federales de privacidad.

Además, Blackburn dijo que Facebook podría estar actuando en violación de la ley federal existente, incluida la Ley de Protección de la Privacidad de los Niños. Ella dijo que el Congreso debería investigar si tales violaciones están ocurriendo.

“Creo que será este Congreso y este subcomité los que liderarán el camino hacia la privacidad [y] la seguridad de los datos online”, afirmó.

Blackburn también asintió con la cabeza a Klobuchar, una antigua defensor del fortalecimiento y el uso de las leyes antimonopolio. La republicana de Tennessee indicó que estaba de acuerdo con estos sentimientos, sugiriendo que el antimonopolio podría usarse junto con la nueva legislación federal sobre privacidad y la reforma de la Sección 230.

Demócratas y republicanos divergen en problemas específicos

A pesar de la demostración de bipartidismo para una solución, demócratas y republicanos no están del todo unidos sobre la naturaleza específica de los problemas.

La divergencia entre las opiniones de las dos partes sobre los gigantes de las redes sociales como Facebook y Twitter ha sido evidente desde hace mucho tiempo.

Durante años, los republicanos y los conservadores alineados con los republicanos han afirmado que sus voces son censuradas injustamente por las empresas. Dicha censura adopta muchas formas para los críticos, incluida la prohibición total de una cuenta, la eliminación de tweets, o publicaciones, o la “prohibición oculta” de una cuenta, lo cual significa que la cuenta no está prohibida, pero sus publicaciones se muestran solo a los seguidores, lo que retrasa el crecimiento de la cuenta.

Estas preocupaciones solo crecieron después de que Donald Trump, cuando aún era el presidente en ejercicio de los Estados Unidos, fue eliminado de Twitter. Incluso algunos críticos del expresidente, como el senador progresista Bernie Sanders (I-Vt.), dijo que “no se sentía cómodo” con la medida.

Los demócratas, por otro lado, han enfatizado el papel de las plataformas en la difusión de supuesta desinformación. Ellos dicen que estas plataformas no han hecho lo suficiente para acabar con esa desinformación. Estos críticos también alegan que la laxitud de las redes sociales contribuyó a la protesta de “Stop the Steal” del 6 de enero, durante la cual un pequeño número de personas entre los manifestantes ingresaron al edificio del Capitolio de los Estados Unidos.

Estos diferentes enfoques de los problemas se pusieron de manifiesto durante la audiencia del martes.

Klobuchar habló enérgicamente por los críticos demócratas, diciendo que Facebook descubrió que sus algoritmos “[fomentan] la polarización, la desinformación y el odio”, pero que la empresa “permitió que el 99 por ciento del contenido violento permaneciera sin control en su plataforma, incluido el período previo a la irrupción del 6 de enero”.

El senador Ted Cruz (R-Texas) dijo durante sus preguntas a Haugen que Facebook y otras plataformas de redes sociales habían mostrado “un patrón de participación en la censura política”.

Incluso con la sensación general de que se necesita acción, la audiencia mostró que la comprensión de la naturaleza de los problemas de Facebook continúa dividiendo a republicanos y demócratas.

No desarticulen Facebook con antimonopolio: Haugen

Durante otra parte de la audiencia, el senador Todd Young (R-Ind.) le preguntó a Haugen si desarticular al capo de las redes sociales resolvería los problemas discutidos durante la audiencia.

Si bien Blackburn y Klobuchar han planteado especialmente la idea, Haugen indicó que no está de acuerdo con tal medida.

Haugen respondió rápidamente: “De hecho, estoy en contra de la ruptura de Facebook”. Ella explicó que tal acción antimonopolio no abordaría los problemas de raíz, que según dijo se encuentran en la inteligencia artificial utilizada para impulsar el poderoso algoritmo de Facebook.

Hizo una divagación: “Facebook es Internet para gran parte del mundo”, y señaló especialmente las regiones más pobres de África como un excelente ejemplo. “Si vas a África, Internet es Facebook”.

Si Instagram y Facebook se dividieran, que ha sido el principal impulso de las demandas de acción antimonopolio, Haugen dijo que “es probable que la mayor parte de los dólares publicitarios se destinen a Instagram”.

“Facebook seguirá siendo este Frankenstein que está alterando vidas en todo el mundo, solo que ahora no habrá dinero para financiarlo”.

Facebook pide nuevas “reglas estándar”

Facebook respondió de inmediato tras el testimonio del denunciante. En respuesta a la audiencia del Senado, la compañía sugirió que la credibilidad de Haugen estaba en duda, diciendo que ella era “una exgerente de producto en Facebook que trabajó para la compañía durante menos de dos años, no tenía subordinados directos, nunca asistió a una reunión sobre puntos de decisión con ejecutivos de nivel C”.

La respuesta de Lena Pietsch, directora de comunicaciones de políticas de la compañía, continuó: “No estamos de acuerdo con su caracterización de los muchos temas sobre los que testificó. A pesar de esto, estamos de acuerdo en una cosa; es hora de comenzar a crear reglas estándar para Internet”.

La respuesta de la compañía reflejó las declaraciones anteriores de Zuckerberg que expresaron que está abierto a la acción del gobierno para regular su plataforma.

La breve respuesta finaliza: “Han pasado 25 años desde que se actualizaron las reglas de Internet, y en lugar de esperar que la industria tome decisiones sociales que pertenecen a los legisladores, es hora de que el Congreso actúe”.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS