Senado vota para cerrar debate del proyecto de ley bipartidista de infraestructuras de USD 1 billón

Por Isabel van Brugen
09 de Agosto de 2021 5:31 AM Actualizado: 09 de Agosto de 2021 10:24 AM

El proyecto de ley de infraestructuras bipartidista de 1 billón de dólares, superó el domingo por la noche una última serie de obstáculos de su proceso en el Senado, que lo acerca a una aprobación en los próximos días.

Sesenta y ocho senadores votaron a favor de interrumpir el debate, incluidos 18 republicanos, lo que allana el camino de la legislación, una de las principales prioridades de la agenda del presidente Joe Biden. Las votaciones finales podrían prolongarse hasta las primeras horas del martes, ya que un solo senador republicano, Bill Hagerty (R-Tenn.), se negó a ceder en el tiempo de debate obligatorio.

Se espera que hasta 20 republicanos se unan a los demócratas en un Senado dividido en partes iguales, lo que sería un contundente recuento final.

Si se aprueba, el proyecto de ley bipartidista se dirigiría a la Cámara de Representantes, que los demócratas también controlan por un estrecho margen.

La legislación se enfrentará a un resultado incierto en la Cámara, ya que la presidenta Nancy Pelosi (D-Calif.) afirmó que no celebrará una votación en la sala hasta que el Senado apruebe un marco presupuestario separado, mucho mayor, de 3.5 billones dólares, a través de las normas de reconciliación presupuestaria.

“Ayer dije que podíamos hacer esto por las buenas o por las malas”, dijo el líder de la mayoría demócrata en el Senado, Chuck Schumer (D-N.Y.), en el pleno del Senado. “Ayer parecía que algunos republicanos querían que el Senado lo hiciera por las malas. En cualquier caso, seguiremos avanzando hasta que consigamos este proyecto de ley”.

El marco bipartidista se centra sobre todo en proyectos de infraestructura básicos como carreteras, agua y puentes, mientras que la propuesta de 3.5 billones de dólares patrocinada por los demócratas incluye un gasto masivo para la educación preescolar nacional, la universidad comunitaria gratuita y la expansión de Medicare, además de algunas de las otras prioridades de Biden, como las medidas climáticas.

Para aprobar los 3.5 billones de dólares de financiación dentro de las líneas del partido, los demócratas de la Cámara de Representantes y del Senado están trabajando juntos para que el conjunto de medidas se apruebe utilizando la herramienta de reconciliación presupuestaria, que les permite eludir el obstruccionismo republicano en un Senado dividido al 50 por ciento. Los demócratas del Senado ya utilizaron antes las normas de conciliación presupuestaria para aprobar el Plan de Rescate Estadounidense de 2 billones de dólares, sin el apoyo de los republicanos.

El pago del plan de infraestructuras ha sido un punto de tensión a lo largo de los meses de negociaciones después que los demócratas se opusieron a un aumento del impuesto sobre la gasolina que se paga en el surtidor y los republicanos se resistieran a un plan para reforzar el Servicio de Impuestos Internos (IRS) y perseguir a los evasores fiscales.

A diferencia del paquete de 3.5 billones de dólares más grande de Biden, que se pagaría con tasas impositivas más altas para las corporaciones y los ricos, el paquete bipartidista se financia con la reutilización de otros fondos, incluidos los fondos de alivio de COVID-19 no utilizados, las ventas de futuras subastas de espectro y las recaudaciones, además de la devolución de los fondos del seguro de desempleo de algunos estados durante la próxima década.

Incluye información de The Associated Press


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.