Sheriff de la Florida se mantiene firme, no quitará el lema “En Dios confiamos” de los patrulleros

Por Mark Tapscott
08 de Noviembre de 2019 Actualizado: 08 de Noviembre de 2019

Wayne Ivey, sheriff de Florida, dijo el 7 de noviembre que hay “más posibilidades de que me despierte delgado mañana por la mañana” a que quite el lema nacional “En Dios confiamos” de los vehículos de su departamento en el condado de Brevard.

Su afirmación se refiere a una carta que recibió el 28 de octubre de la Fundación Freedom From Religion (FFRF), con sede en Madison, Wisconsin, donde le decían que poner el lema en los vehículos policiales es “inapropiado” porque “las declaraciones sobre Dios no tienen cabida en los autos de propiedad del gobierno”.

“Los ciudadanos no deben sentirse ofendidos, excluidos y como personas ajenas a la política porque el gobierno local al que apoyan con sus impuestos sobrepasa su poder al colocar prominentemente una declaración religiosa en los patrulleros de policía”, señaló la copresidenta de la FFRF, Annie Laurie Gaylor, a Ivey en la carta.

Ivey dijo a La Gran Época que ha recibido un “apoyo abrumador” de los ciudadanos del Condado de Brevard desde que anunció en la página de Facebook del departamento, unas horas antes de recibir la carta de la FFRF, que el lema se colocará en los vehículos nuevos a medida que los más viejos son retirados del servicio.

“Cuando alguien llama al 911, no le preguntamos qué afiliación política tiene, no le preguntamos en qué Dios cree, no le preguntamos si cree en Dios, le preguntamos dónde está para poder ir a salvarle la vida”, apuntó Ivey.

Sheriff Wayne Ivey, Condado de Brevard, Florida (Cortesía del Condado de Brevard)

Dijo también que cree que la FFRF “está tratando de inventar algo, de demostrar algo que no tiene”, porque el lema nacional es el mismo que el lema del estado de Florida.

“Si alguien ve las placas de sheriff, cada placa en el estado de Florida, las palabras ‘En Dios confiamos’ están grabadas en nuestras insignias”, indicó Ivey.

Enfatizó que cree que “nuestro país está en un punto de inflexión, y si nosotros, como estadounidenses fuertes y patriotas, no defendemos los principios de nuestra gran nación, vamos a perder los Estados Unidos que todos conocemos y amamos”.

“Puedo asegurarles que los orgullosos hombres y mujeres de nuestra agencia son siempre firmes en el apoyo a la Constitución y a los principios de nuestro maravilloso país”.

El caso del condado de Brevard es el último de una larga serie de esfuerzos iniciados en la década de 1950 por grupos liberales como la Unión Americana de Libertades Civiles, Americanos Unidos por la Separación de la Iglesia y el Estado y, más recientemente, la FFRF, para eliminar las referencias religiosas de todos los edificios del gobierno y de otras instituciones públicas, juramentos, leyes, proclamaciones, exhibiciones de días festivos y anuncios.

Su campaña ha ganado numerosas victorias, por lo general después de que los funcionarios aceptan las demandas antirreligiosas a fin de evitar costosos litigios que desvían el dinero de los impuestos de las necesidades más apremiantes.

El condado de Carroll en Maryland, por ejemplo, votó el 29 de agosto para zanjar una demanda de la Asociación Americana de Humanistas (AHA) contra las plegarias antes de las reuniones del consejo del condado. El acuerdo incluyó un pago de 125.000 dólares a la AHA.

Aún así, Keisha Russell, una abogada del First Liberty Institute, con sede en Plano, Texas, urgió a Ivey en una carta el 1 de noviembre “a ignorar esa misiva [del FFRF] por completo por no tener fundamento en la ley, ni en la tradición”. En el caso improbable de que su departamento esté sujeto a una demanda por la exhibición de ‘En Dios confiamos’, seguramente no tendría éxito”.

Russell dijo a Ivey: “La carta que usted recibió no cita la ley ni una sola vez. Más bien, apela a la emoción, a las estadísticas dudosas y a las súplicas cuestionables de la historia. La razón de este fracaso es, sin duda, porque es casi imposible citar cualquier caso precedente que invalide el Lema Nacional”.

El lema es “un claro reconocimiento público constitucional de la religión”, dijo. El Congreso autorizó por primera vez el uso del lema en las monedas estadounidenses en 1865.

Chris Line, un abogado de la FFRF, dijo a La Gran Época el 7 de noviembre, que su fundación no ha recibido “ninguna comunicación directa” de Ivey u otros funcionarios del Condado de Brevard en respuesta a la carta del 28 de octubre.

“En realidad no pedimos una respuesta en este caso”, dijo Line. “Les pedimos que quitaran el “En Dios confiamos”. No buscábamos una respuesta, buscábamos que hicieran lo correcto y eliminaran este lenguaje divisorio de los vehículos de la policía”.

Line reconoció que “los tribunales han encontrado que la declaración es permisible. Creo que están equivocados, creo que es una declaración religiosa, pero entendemos que así es como lo ven los tribunales, así que es por eso que en este caso tratamos de apelar al Sheriff para hacerle saber que fuimos contactados por ciudadanos del condado de Brevard”.

Line dijo que FFRF “no está amenazando con una demanda o algo así”.

Cuando se le preguntó cómo la presencia del lema en las patrullas policiales priva a los ciudadanos de la igualdad de justicia ante la ley, Line dijo: “Cuando la policía viene a ayudarte y ves justo en su vehículo o en sus uniformes o donde sea, que ponen el lema, están colocando esta promoción religiosa por encima de los deberes seculares de la oficina”.

*****

A continuación:

Conoce a uno de “”Los Valientes””, un investigador que logró comprobar la sustracción forzada de órganos a prisioneros de conciencia en China

TE RECOMENDAMOS