Texas listo para promulgar prohibición de bloqueadores de pubertad, terapias hormonales y cirugías en niños

Por Caden Pearson
18 de Mayo de 2023 3:06 PM Actualizado: 18 de Mayo de 2023 3:06 PM

Texas se unirá a las filas de al menos otros 17 estados al prohibir las terapias hormonales, los bloqueadores de la pubertad y las cirugías de cambio de sexo para menores.

El miércoles, la Legislatura estatal aprobó el Proyecto de Ley del Senado 14 (pdf), y lo envió a la oficina del gobernador republicano Greg Abbott para su promulgación.

El proyecto de ley, que pasó por la Cámara controlada por el Partido Republicano (87-56) el lunes y el Senado (19-12) el miércoles, ha sido defendido por republicanos y defensores como una medida para proteger a los niños de procedimientos médicos que alteran la vida.

Si bien la votación de la Cámara se basó principalmente con base en línea partidista, cuatro demócratas votaron con los republicanos para aprobar la medida. Incluidos los representantes estatales Harold Dutton de Houston, Tracy King de Batesville, Shawn Thierry de Houston y Abel Herrero de Robstown.

Sin embargo, la legislación enfrentó la oposición de los legisladores demócratas y los manifestantes que abogan por la “atención de afirmación de género”. A principios de este mes, varios manifestantes fueron expulsados ​​del Capitolio estatal en respuesta al proyecto de ley.

Esto ocurre mientras los legisladores de Texas debaten otro proyecto de ley, el Proyecto de Ley 15 del Senado, denominado “Ley para Salvar el Deporte Femenino”, que prohibiría a los varones biológicos que se identifiquen como mujeres competir en deportes universitarios femeninos. De promulgarse, Texas pasaría a formar parte de un grupo cada vez mayor de estados conservadores que prohíben a los atletas transexuales participar en equipos deportivos que no concuerden con su sexo de nacimiento.

El proyecto de ley

Según la nueva ley, a los menores que ya están recibiendo terapias de reemplazo hormonal y bloqueadores de la pubertad antes del 1 de junio se les permitirá “abandonar” los medicamentos recetados bajo supervisión médica. El proceso debe priorizar la seguridad, la idoneidad médica y minimizar el riesgo de complicaciones, como lo establece el proyecto de ley.

El proyecto de ley prohíbe específicamente que los médicos y proveedores de atención médica realicen cirugías que resulten en la esterilización de menores. Esto incluye procedimientos como castración, vasectomía, histerectomía, ooforectomía, metoidioplastia, orquiectomía, penectomía, faloplastia y vaginoplastia.

La legislación también prohíbe las mastectomías y el suministro de medicamentos recetados que inducen infertilidad transitoria o permanente. Esto abarca medicamentos para la supresión de la pubertad, testosterona para las mujeres y estrógeno para los hombres.

La sustracción de partes o tejidos corporales sanos o no enfermos también está explícitamente prohibida.

Sin embargo, el proyecto de ley incluye excepciones. Los médicos y proveedores de atención médica pueden suministrar medicamentos para suprimir la pubertad a menores que experimenten una pubertad precoz, pero solo bajo el consentimiento de sus padres o tutores legales.

Además, se pueden proporcionar procedimientos o tratamientos a menores diagnosticados con trastornos genéticos médicamente verificables del desarrollo sexual o estructuras cromosómicas sexuales anormales. En tales casos, la idoneidad y la necesidad del tratamiento se determinarían a través de pruebas genéticas realizadas por un médico.

La legislación también impone restricciones al uso de fondos o asistencias públicas para los procedimientos.

Al menos 17 estados han aprobado proyectos de ley similares

Se han aprobado leyes similares para prohibir los procedimientos médicos relacionados con personas transgénero en otros 17 estados, según Equality Federation, un grupo de defensa pro-LGBT que realiza seguimiento a los proyectos de ley.

La organización ha supervisado al menos 130 proyectos de ley relacionados con procedimientos médicos, algunos de los cuales fueron rechazados, otros están siendo estudiados y otros ya se han convertido en ley.

Un tema común entre estos proyectos de ley es la prohibición de proporcionar bloqueadores de la pubertad, terapias hormonales y cirugías de cambio de sexo a menores.

En ciertos casos, estados como Arkansas han introducido medidas que facilitarían las demandas por negligencia al responsabilizar civilmente a los proveedores de servicios de salud hasta 15 años después de que un menor cumpla 18 años si realizaron procedimientos de transición de género en ese individuo.

Florida ha adoptado una postura firme sobre el tema, ya que el gobernador Ron DeSantis firmó un proyecto de ley el 17 de mayo que otorga a las cortes de Florida “jurisdicción temporal de emergencia” sobre un menor que haya sido sometido o amenazado con prescripciones o procedimientos de reasignación de sexo.

Las excepciones a las prohibiciones también presentan similitudes en varios estados, incluidas las disposiciones para tratamientos considerados “médicamente necesarios” y circunstancias que permiten la continuación del tratamiento para menores que ya estaban recibiendo “terapias de reemplazo hormonal irreversibles” antes de la promulgación de las leyes.

Idaho ha llegado a tipificar como delito la realización de estos procedimientos médicos a menores, estableciendo algunas de las restricciones más estrictas del país.

Los legisladores que abogan por estas prohibiciones suelen hacer hincapié en las consecuencias de estos tratamientos para la vida. Las voces de los “destransicionistas” han influido en la configuración de estos debates.

Los destransicionistas son personas que se han arrepentido por someterse a procedimientos de “afirmación de género” y han tomado medidas para revertirlos. Han compartido sus experiencias con legisladores en varios estados, afirmando que fueron engañados por médicos y activistas transgénero, y ahora sufren los efectos irreversibles de los tratamientos que recibieron.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.