Tribunal chino condena a 11 años de prisión al canadiense Michael Spavor

Por Mimi Nguyen Ly y Frank Fang
11 de Agosto de 2021 5:57 AM Actualizado: 11 de Agosto de 2021 9:48 AM

Un tribunal chino condenó este miércoles por espionaje al empresario canadiense Michael Spavor y lo sentenció a 11 años de prisión, en un caso judicial ampliamente visto como parte de la campaña de presión del régimen comunista contra Canadá tras la detención de la directora financiera de Huawei, Meng Wanzhou.

El abogado de Meng regresó al tribunal el 4 de agosto para oponerse a su extradición a Estados Unidos y luego los abogados del fiscal general de Canadá se opusieron el 10 de agosto a sus peticiones de suspender el proceso.

Una declaración del Tribunal del Pueblo Intermedio de Dandong, en la provincia nororiental china, Liaoning, dijo que Spavor fue declarado culpable de “espionaje y de proporcionar ilegalmente secretos de Estado”.

Además de 11 años de prisión, se le confiscaron sus bienes personales, que ascienden a 50,000 yuanes (7700 dólares), y será deportado, pero el tribunal no especificó cuándo. En China, la deportación suele producirse después de que una persona cumple su condena.

El primer ministro canadiense, Justin Trudeau, calificó la condena de Spavor de “absolutamente inaceptable e injusta”.

“El veredicto de hoy para el señor Spavor llega después de más de dos años y medio de detención arbitraria, una falta de transparencia en el proceso legal y un juicio que no conforma ni siquiera a los estándares mínimos requeridos por el derecho internacional”, dijo Trudeau en una declaración el miércoles.

Spavor y otro canadiense, el exdiplomático Michael Kovrig, fueron “detenidos arbitrariamente” por el régimen chino y el gobierno canadiense sigue dando prioridad a asegurar su liberación inmediata, añadió.

“Seguiremos trabajando sin descanso para traerlos a casa lo antes posible”, dijo Trudeau a continuación, indicando que “no descansaremos hasta que los traigan a casa de manera segura”.

A través de una declaración, la familia de Spavor agradeció al gobierno canadiense “su incansable defensa” por su liberación. “Aunque no estamos de acuerdo con las acusaciones, somos conscientes de que éste es el siguiente paso en el proceso para traer a Michael a casa y lo seguiremos apoyando en este difícil momento”, añadió.

El país “condena la declaración de culpabilidad de China y la condena de Michael Spavor en los términos más enérgicos posibles”, dijo a su vez el ministro canadiense de Asuntos Exteriores, Marc Garneau, a través de una declaración.

“Esta decisión se dicta tras un proceso legal que careció tanto de equidad como de transparencia, incluyendo un juicio que no conformó las normas mínimas requeridas por el derecho internacional”, dijo Garneau.

El embajador de Canadá, Dominic Barton, asistió el miércoles a la audiencia de Spavor en Dandong, mientras representantes de 25 países asistían en señal de apoyo a una conferencia de prensa en la embajada de Canadá en Beijing. Entre ellos se encontraban representantes de Estados Unidos, Australia, Nueva Zelanda, Japón, Alemania, Francia, la UE, Italia y Suecia.

“Absurda y desagradable, #China condena al canadiense #MichaelSpavor a 11 años de prisión en un acto de represalia matonesco destinado a aterrorizar a otros países para que se acobarden ante China”, dijo Michael Caster, director de Asia Digital Programme Manager, ARTICLE 19, una organización con sede en Londres que apoya la libertad de expresión, en un mensaje en Twitter.

“En 24 horas, el sistema judicial de #China ha demostrado que es todo menos independiente. Después de una pena de muerte contra #Schellenberg ahora #MichaelSpavor condenado a 11 años de prisión por cargos de espionaje falsos”, dijo Pierre Dalphond, senador canadiense por Quebec, respondiendo al asunto en Twitter.

La ONG de derechos humanos Safeguard Defenders, en un breve mensaje en Twitter el miércoles dijo que el hecho era un “ejemplo indigno de diplomacia de rehenes”.

Un día de juicio

Spavor fue acusado de espionaje en junio de 2019. El tribunal de Dandong realizó en marzo un juicio de un solo día y esperó hasta el miércoles para anunciar el veredicto.

La familia de Spavor dijo en marzo que los cargos contra él eran vagos y no se hicieron públicos, y además ha tenido “un acceso e interacción muy limitados con su abogado defensor chino que fue contratado”.

Su sentencia se produjo mientras un tribunal canadiense está listo para escuchar los argumentos finales y decidir si extraditar a la directora de finanzas de Huawei, Meng, para enfrentar cargos penales en Estados Unidos.

A Meng se la acusa de engañar a HSBC, una empresa multinacional británica de banca y servicios financieros con sede en Londres, Reino Unido, sobre los negocios de Huawei en Irán, una acción que puso a HSBC en riesgo de violar las sanciones comerciales de Estados Unidos contra Irán. Tanto Meng como Huawei negaron los cargos. Los abogados de Canadá que representan a Meng trataron de convencer al tribunal de que no la extradite.

La directora financiera de Huawei Technologies, Meng Wanzhou, es acompañada por su personal de seguridad cuando sale de la corte durante un descanso para almorzar el primer día de su juicio de extradición el 20 de enero de 2020 en Vancouver, Canadá. (Jeff Vinnick/Getty Images)

Meng fue detenida en el aeropuerto internacional de Vancouver a petición de Estados Unidos el 1 de diciembre de 2018.

Michael Spavor y Michael Kovrig fueron detenidos por las autoridades chinas el 10 de diciembre de 2018. La detención de los dos Michaels fue ampliamente vista como una represalia del régimen chino por la detención de Meng.

El régimen chino negó una conexión directa entre el caso de Meng y el de los dos Michaels, pero los funcionarios y los medios de comunicación chinos pidieron en repetidas ocasiones la liberación inmediata de Meng al tiempo que mencionaban el destino de los dos hombres.

El juicio de Kovrig concluyó en marzo. Su veredicto se anunciará en una fecha no especificada.

China tiene una tasa de condenas de más del 99 por ciento y el acceso del público y de los medios de comunicación a los juicios en casos delicados suele ser limitado.

Meng sigue en libertad bajo fianza y en arresto domiciliario en Vancouver. Se espera que su audiencia de extradición termine el 20 de agosto. Además se espera un fallo del juez en los próximos meses, tras lo cual el ministro de Justicia de Canadá decidirá si es extraditada.

Por otro lado, otro tribunal chino rechazó el martes el recurso del canadiense Robert Schellenberg. Su sentencia de 15 años dictada a fines de 2018, relacionada con un caso de drogas, fue aumentada abruptamente a una sentencia de muerte en un nuevo juicio de un día poco después de la detención de Meng.

Garneau dijo el martes que Canadá “condena enérgicamente” la decisión del régimen chino de mantener la pena de muerte de Schellenberg.

El gobierno australiano dijo el miércoles que “se une a Canadá” en respuesta a la detención arbitraria de Spavor y a la confirmación de la pena de muerte de Schellenberg.

“Pedimos el debido proceso y la transparencia y nos oponemos a la pena de muerte en cualquier circunstancia”, dijo el Departamento de Asuntos Exteriores y Comercio de Australia en una declaración.

Con información de Reuters.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.