Trump dice que ‘No le importaría’ un extenso juicio político

Por Zachary Stieber
13 de Diciembre de 2019
Actualizado: 13 de Diciembre de 2019

El presidente Donald Trump dijo que “no le importaría” un extenso juicio político en el Senado, luego de que un panel de la Cámara de Representantes adelantara dos artículos de impeachment para la Cámara en pleno.

Si la Cámara de Representantes vota a favor de impugnar a Trump, se llevará a cabo un juicio en el Senado.

Cuando se le preguntó si prefería un juicio extenso en el Senado o uno corto en la Oficina Oval, el viernes, Trump respondió: “Haré lo que yo quiera. Mira, no hicimos nada malo. Así que lo haré largo o corto”.

“Escuché a Mitch, escuché a Lindsey. Creo que están muy de acuerdo en algunos conceptos. Haré lo que ellos quieran hacer. No tiene importancia. No me importaría el largo proceso, porque me gustaría ver al denunciante, que es un fraude”, agregó Trump.

El líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell (R-Ky.), dijo el jueves en la noche que está “coordinando” con la Casa Blanca y que, en última instancia, le corresponde a los abogados de Trump decidir si llaman o no a testigos durante el juicio.

La presidenta del Senado, Lindsey Graham (R-S.C.), dijo esta semana que preferiría que no se llamara a ningún testigo, sino que optaría por un juicio rápido.

Después de que los abogados de la Cámara de Representantes y los abogados que representan a Trump hagan declaraciones de apertura, una mayoría simple de 51 senadores se podría mover para terminar el juicio, dijo McConnell en su conferencia de prensa semanal. Una condena requiere que dos tercios de los senadores estén presentes cuando se realice la votación; el Partido Republicano tiene una mayoría de 53-47.

El líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell (R-Ky.), habla durante una conferencia de prensa de liderazgo del Senado republicano en el Capitolio de los Estados Unidos en Washington el 10 de diciembre de 2019. (Saul Loeb / AFP a través de Getty Images)

Aunque el líder del Senado sugirió que no se llame a testigos, algunos miembros de la Cámara de Representantes quieren que los testigos respondan preguntas.

Trump calificó los esfuerzos de destitución el viernes como “una estafa” y “una cacería de brujas” y dijo que el presidente de la Cámara de Inteligencia, Adam Schiff (D-Calif.), cuyo memorándum sobre el abuso de la FISA ya se demostró por el Inspector General del Departamento de Justicia que estaba plagado de desinformación, es “torcido”.

“Apenas publiqué el texto de lo que sucedió, la transcripción, ese fue el final. Todos desaparecieron”, afirmó Trump. Publicó una transcripción de su llamada de julio con el presidente ucraniano Volodymyr Zelensky poco después de que se informara sobre una denuncia, y después de que los demócratas de la Cámara de Representantes anunciaran una investigación de impeachment.

“Así que ahora ya no hay informante. No hay un segundo denunciante. Todos se fueron. Y por cierto, un tipo como [ el Embajador de los EE.UU. ante la Unión Europea, Gordon] Sondland, nadie lo dice. Él aseguró con firmeza que yo dije que no quería nada y que no quería nada a cambio. Nadie dice eso. Eso fue lo que él dijo. Lo dijo en el Congreso. Nunca nadie dice eso”, agregó Trump.

“Miren, estamos tratando con mucha gente corrupta. No se hizo nada malo. Usar el poder del juicio político en esta tontería es una vergüenza para este país”.

“Es algo muy triste para nuestro país, pero parece que es muy bueno para mí políticamente”, dijo. “Las encuestas se dispararon a favor de Trump”, añadió el presidente. No está claro a qué encuestas se refería, aunque una de Rasmussen de la semana pasada mostró un índice de aprobación del 52%.

***

¿Sabías?

Google estaría intentando evitar la reelección de Trump

TE RECOMENDAMOS