Trump: “No vamos a permitir que Irán tenga un arma nuclear”

Por Janita Kan - La Gran Época
22 de Junio de 2019 Actualizado: 22 de Junio de 2019

El presidente Donald Trump reiteró el 22 de junio que su administración trabajará para asegurar que Irán renuncie a sus objetivos de armas nucleares.

“No van a tener un arma nuclear. (…) No vamos a permitir que Irán tenga un arma nuclear. Cuando acepten eso, van a tener un país rico. Van a ser muy felices, y yo voy a ser su mejor amigo. Espero que así suceda”, dijo Trump a los periodistas en la Casa Blanca justo antes de abordar el Marine One rumbo a Camp David.

Trump hizo las declaraciones después de que un periodista le preguntara si la acción militar contra el régimen sigue sobre la mesa.

“Siempre está sobre la mesa hasta que lo resolvamos”, dijo el presidente en respuesta.

Esto se produce después de que Irán derribó un dron no tripulado de la Armada estadounidense el 19 de junio que sobrevolaba el Golfo de Omán y el Estrecho de Hormuz en lo que el ejército estadounidense describió como un “ataque no provocado”. Irán defendió sus acciones, diciendo que el dron estaba en una misión de espionaje sobre su territorio, pero el Pentágono respondió que estaba en espacio aéreo internacional.

Trump dijo que decidió retirar un plan para llevar a cabo una respuesta inmediata después de enterarse que podría costar la vida de 150 personas, y señaló que no creía que la respuesta fuera proporcionada.

El general Amir Ali Hajizadeh (C), jefe de la división aeroespacial de la Guardia Revolucionaria de Irán, habla con los medios de comunicación junto a los escombros de un avión teledirigido estadounidense derribado, supuestamente recuperado en aguas territoriales iraníes y exhibido por la Guardia Revolucionaria en la capital Teherán el 21 de junio de 2019. (Foto de Meghdad Madadi / TASNIM NEWS / AFP) (El crédito de la foto debe ser MEGHDAD MADADI/AFP/Getty Images)

“No quiero matar a 150 iraníes… No quiero matar a 150 ni a nadie, a menos que sea absolutamente necesario”, reiteró Trump en la Casa Blanca el 22 de junio, añadiendo que “cualquier cosa es mucho cuando ellos derriban un [vehículo] no tripulado”.

También comentó que Irán fue “muy sabio” al tomar la decisión de no derribar un avión espía estadounidense tripulado que, según se informa, volaba cerca del lugar donde se derribó el dron.

“Ayer hubo un avión con 38 personas, ¿vieron eso? Creo que es una gran historia. Lo tenían en la mira y no lo derribaron. Creo que fueron muy sabios al no hacerlo. Y apreciamos que no lo hayan hecho. Creo que fue una decisión muy sabia”, dijo Trump.

Mientras tanto, Trump también señaló que estaba dispuesto a renegociar otro acuerdo con Irán. El país se enfrenta actualmente a una fuerte presión económica después de que Estados Unidos se retiró en 2018 del acuerdo nuclear que tenían y reimpuso sanciones estrictas contra el país islámico.

“En este momento Irán es un desastre económico. Están pasando por un infierno. Las sanciones lo afectaron mucho. Se van a imponer más sanciones, muchas más”, aseguró Trump. “Todo lo que quiero es nada de armas nucleares. (…) Podríamos llegar a un acuerdo con ellos muy rápidamente si quisieran. Depende de ellos”.

Brian Hook (Izquierda), el representante especial de Estados Unidos en Irán, escucha a un miembro de las fuerzas militares saudíes en una base militar en al-Kharj, al sur de la capital saudí, Riad, el 21 de junio de 2019. (FAYEZ NURELDINE/AFP/Getty Images)

“Si Irán quiere convertirse de nuevo en una nación rica, en una nación próspera, lo llamaremos “Hacer a Irán grande de nuevo”. ¿Eso tiene sentido? Hacer a Iran grande de nuevo, por mí está bien. Pero nunca lo lograrán si piensan que en cinco o seis años tienen que tener un arma nuclear”, declaró Trump a los periodistas.

El 17 de junio, el régimen iraní anunció que rebasaría un límite acordado internacionalmente sobre sus reservas de uranio poco enriquecido después de 10 días en medio de una creciente tensión entre Estados Unidos y el régimen islámico. Añadió que solo permanecería en el acuerdo nuclear, que fue negociado por la administración Obama en 2015, si sus signatarios europeos intervienen para ayudar al régimen a eludir las estrictas sanciones económicas.

Las tensiones de larga data entre las dos naciones se hicieron más prominentes en las últimas semanas después de que Estados Unidos acusara a Irán de los ataques del 13 de junio contra un par de petroleros en el Golfo de Omán. La administración Trump presentó pruebas en vídeo que parecen implicar a Teherán en los ataques, mientras que Irán negó tener algún papel.

El régimen iraní dijo el 22 de junio que responderá con firmeza a todo lo que considere una amenaza de Estados Unidos, según la agencia de noticias semioficial Tasnim, informó Reuters.

“Independientemente de cualquier decisión que tomen [los funcionarios de Estados Unidos]… no permitiremos que se viole ninguna de las fronteras iraníes. Irán enfrentará firmemente cualquier agresión o amenaza por parte de Estados Unidos”, dijo Abbas Mousavi, portavoz del Ministerio de Relaciones Exteriores iraní, al medio de comunicación local.

Trump estará en Camp David el fin de semana con el fin de mantener reuniones y discutir la situación con Irán.

*****

A continuación:

Crea lo increíble: muchos alemanes no creían que el Holocausto estaba sucediendo ¿Hoy la historia se repite?

TE RECOMENDAMOS