Trump propondrá pena de muerte para grandes narcotraficantes

"Un traficante de drogas matará a 2000, 3000, 5000 personas durante el curso de su vida", dijo el Presidente
Por Anastasia Gubin - La Gran Época
19 de Marzo de 2018 Actualizado: 22 de Marzo de 2018

El presidente Donald Trump, lanzará este lunes un conjunto de propuestas para abordar la epidemia de opiáceos, que incluyen la pena de muerte para algunos grandes traficantes de drogas, según Andrew Bremberg, director del Consejo de Política Nacional de la Casa Blanca.

El presidente expondrá un plan integral durante su discurso en New Hampshire, el epicentro de la batalla de su Gobierno contra los opiáceos, y el estado donde Trump se enteró de la epidemia.

El plan tiene cuatro pilares: aplicación policial e interdicción, una campaña de publicidad educativa a gran escala centrada en la prevención, mejora de la capacidad del gobierno para financiar el tratamiento y ayuda a las personas a encontrar trabajo mientras combaten su adicción, informó CNN, citando a Kellyanne Conway. consejera de Bremberg y la Casa Blanca.

Trump ya habló anteriormente sobre la pena de muerte para ciertos narcotraficantes, y recientemente lo destacó durante un encuentro en Pensilvania.

Un traficante de drogas matará a 2.000, 3.000, 5.000 personas durante el curso de su vida“, dijo Trump.

“Miles de personas mueren o sus vidas son destruidas, sus familias son destruidas. Entonces puedes matar a miles de personas e ir a la cárcel por 30 días “, agregó. “Cuando atrapan a un traficante de drogas, ni siquiera los ponen en la cárcel”.

El número de estadounidenses que mueren por sobredosis de drogas se cuadruplicó desde 1999, según los Centros de Control y  Prevención de Enfermedades. En 2016, un promedio de 173 personas por día muerió por sobredosis.

La Casa Blanca destaca que “300 mil estadounidense murieron de sobredosis desde el año 2000″.

Trump presionó al Congreso para asegurar 6 mil millones de dólares para abordar la epidemia de opiáceos. El discurso del lunes resumirá, cómo se gastará el dinero para cambiar la marea mortal.

Las sanciones más duras, incluida la pena capital, se reservaría para los grandes traficantes, no para delincuentes menores, según un alto funcionario de la administración.

“El presidente cree que el castigo no se ajusta al crimen”, dijo el funcionario en relación con los delincuentes que “están cultivando marihuana en el patio trasero o un amigo que tiene un delito de posesión de bajo nivel”, según CNN.

“Su plan abordará el endurecimiento de las penas para las personas que están llevando el veneno a nuestras comunidades”, agregó el funcionario.

Conway dirigió el esfuerzo de la Casa Blanca para redactar el plan. El trabajo involucró a varias agencias, incluidos los departamentos de Estado, Trabajo y Vivienda y Desarrollo Urbano.

La llamamos la ‘crisis de al lado’ porque todos conocen a alguien“, dijo Conway el domingo, según CNN.

“Ya no es la comunidad de otra persona, el hijo de otra persona, el compañero de trabajo de otra persona. La crisis de opiáceos es vista por nosotros en la Casa Blanca como un problema no partidista que busca una solución bipartidista”, destacó Conway. 

TE RECOMENDAMOS