Asociada de Epstein, Ghislaine Maxwell, se somete a cuarentena por exponerse al COVID-19

Por Zachary Stieber
24 de Noviembre de 2020
Actualizado: 24 de Noviembre de 2020

La asociada de Jeffrey Epstein, Ghislaine Maxwell, fue dispuesta en cuarentena en la prisión luego de resultar expuesta al COVID-19, dijeron los fiscales en un nuevo expediente judicial.

Maxwell, de 58 años, está detenida en una prisión federal en el distrito de Brooklyn de la ciudad de Nueva York, acusada de conspiración y de incitar a una menor a viajar para participar en actos sexuales ilegales.

Los fiscales dijeron en la inscripción del 23 de noviembre que un miembro del personal asignado a trabajar en el área del Centro de Detención Metropolitano (MDC), donde Maxwell está alojada, dio positivo a la prueba de COVID-19, la enfermedad causada por el virus del PCCh (Partido Comunista Chino).

En respuesta, los funcionarios de la cárcel implementaron los mismos protocolos de cuarentena que se aplican siempre que un recluso ha estado potencialmente expuesto al virus.

El mismo día que el miembro del personal dio positivo, el 18 de noviembre, Maxwell fue sometida a la prueba. Los resultados se mostraron negativos. Luego también fue puesta en cuarentena.

Maxwell será mantenida en aislamiento durante dos semanas. Al final de ese período de tiempo, se le hará una nueva prueba. Si los resultados vuelven a ser negativos, será liberada de la cuarentena. Hasta el momento no ha mostrado ningún síntoma de la nueva enfermedad.

Una vista exterior del Centro de Detención Metropolitano de Nueva York el 14 de julio de 2020. (Arturo Holmes/Getty Images)

“Durante el tiempo que esté en cuarentena, la acusada será alojada en la misma celda en la que ya estaba alojada antes de ser puesta en cuarentena, y el personal médico y el personal de psicología continuarán revisando su estado todos los días. Como todos los demás reclusos del MDC que se encuentran en cuarentena, se permitirá a la acusada salir de su celda tres días a la semana durante 30 minutos. Durante ese tiempo podrá ducharse, hacer llamadas telefónicas personales y usar el sistema de correo electrónico CorrLinks”, escribieron los fiscales en el expediente.

“Además, se seguirá permitiendo a la acusada hacer llamadas legales todos los días hasta tres horas por día. Estas llamadas tendrán lugar en una habitación donde la acusada esté sola y donde ningún personal del MDC pueda oír sus conversaciones con el abogado”.

Uno de los cinco abogados que representan a Maxwell no respondió a una solicitud de comentarios.

Maxwell es mantenida aparte de la población general de la prisión en una celda de aislamiento, pero se le ha permitido salir por unos tres meses de 7 a.m. a 8 p.m. todos los días. Además tiene acceso a un ordenador, se le permite hacer llamadas telefónicas y puede reunirse en persona con sus abogados hasta tres días a la semana, durante varias horas por visita.

La acusada fue arrestada el 2 de julio en New Hampshire por cargos relacionados con los crímenes sexuales de Epstein. Los fiscales dijeron que Maxwell ayudó a Epstein a abusar de niñas menores de edad reclutándolas, acicalándolas y abusando de ellas durante al menos tres años, de 1994 a 1997.

Ghislaine Maxwell asiste al primer día del 4º Simposio Anual de WIE en el Centro 548 de la ciudad de Nueva York el 20 de septiembre de 2013. (Laura Cavanaugh/Getty Images)

Maxwell se enfrenta a 35 años de prisión si es condenada por todos los cargos que se le acusa.

Un mes después de ser arrestada, los abogados pidieron a un juez federal que la dejara en libertad bajo fianza de 5 millones de dólares, citando la pandemia de COVID-19.

“La pandemia COVID-19 representa un riesgo de salud sin precedentes para los individuos encarcelados y las restricciones relacionadas con COVID-19 sobre las comunicaciones de los abogados con los detenidos en prisión preventiva perjudican significativamente la capacidad de la acusado para preparar su defensa. En pocas palabras, en estas circunstancias, si la Sra. Maxwell continúa detenida, su salud correrá un grave riesgo y no podrá tener un juicio justo”, escribieron los abogados.

El juez denegó la petición y ordenó que Maxwell fuera detenida sin fianza, acordando con los fiscales que su enorme riqueza y su red de conexiones en todo el mundo hacían que corriera el riesgo de fugarse.

Su caso legal se titula Estados Unidos vs. Ghislaine Maxwell, 20 Cr. 330. El juicio está programado para el próximo año.

Con información de Bowen Xiao

Siga a Zachary en Twitter: @zackstieber

Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí

A continuación

China al Descubierto: Cierran aeropuerto de Shanghai por nuevas infecciones

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS