Congreso debe evitar “tormenta de juicios” de abogados litigantes en la pandemia, dice grupo de derechos

Por MARK TAPSCOTT
07 de Mayo de 2020
Actualizado: 07 de Mayo de 2020

Millones de empresas estadounidenses pronto serán asaltadas por “litigios civiles sin mérito y abusivos”, a menos que el Congreso promulgue nuevas protecciones de responsabilidad por el virus del PCCh, como las dadas a conocer el 7 de mayo por el Instituto para la Reforma Legal (ILR), dijo el grupo.

“La efervescente tormenta de litigios es un caldo de cultivo para el caos económico”, dijo el ILR en un estudio titulado “COVID-19: Problemas y soluciones federales”. El estudio fue preparado conjuntamente por el ILR, un proyecto de la Cámara de Comercio de Estados Unidos, y los abogados del bufete Skadden Arps.

The Epoch Times se refiere al nuevo coronavirus, que causa la enfermedad COVID-19, como el virus del PCCh debido al papel del Partido Comunista Chino en permitir que la enfermedad se extienda internacionalmente.

“Los juicios basados en la exposición son quizás la mayor amenaza de litigio para las empresas estadounidenses, porque prácticamente cualquier empresa cuyos empleados o clientes contraigan el coronavirus está potencialmente en riesgo, independientemente de si dicha empresa ha seguido las directrices del gobierno en relación con COVID-19 o si la empresa ha sido realmente la fuente de cualquier exposición relevante”, dice el estudio.

El estudio señaló un artículo del 21 de abril en el sitio web de análisis legal Law 360 —”The Coming Wave of COVID-19 Class-Actions”— en el que un importante abogado de una de las firmas de abogados litigantes más activas, describió la intensidad de los preparativos.

“Nunca hemos estado más ocupados”, dijo Adam Levitt, socio de la firma de abogados DiCello Leavitt Gutzler LLP, con sede en Chicago, a Law360. “Es casi extraño lo rápido que han pasado los días y semanas con mis socios, mis asociados y yo trabajando literalmente de 12 a 14 horas diarias en nuestros casos”.

Los abogados litigantes utilizan la amenaza de las demandas colectivas para obligar a las grandes empresas, los médicos y las pequeñas empresas a resolver los casos de mala praxis y de responsabilidad “extracontractual” del consumidor fuera de los tribunales, a fin de evitar los juicios con jurado que a menudo producen procesos costosos para los demandantes y enriquecen a los abogados oportunistas.

Un estudio del ILR de 2018, encontró que tales litigios le cuestan a la economía de Estados Unidos 429 mil millones de dólares anuales, un promedio de más de 3300 dólares por familia estadounidense. Este tipo de litigios ha sido un factor importante en el aumento de los costos de la atención médica, porque obliga a los médicos y otros proveedores a practicar la “medicina defensiva”, que aumenta las primas de los seguros.

El presente estudio de ILR señala cuatro áreas principales que necesitan nuevas protecciones de responsabilidad:

*Responsabilidad por exposición, en la que las empresas que han permanecido abiertas y las que empiezan a reabrir son llevadas a los tribunales por no haber protegido supuestamente a un empleado o cliente de la enfermedad.

*La responsabilidad por productos, que involucra a un fabricante de equipos de test del virus, herramientas de tratamiento y equipos de protección, se enfrenta a un litigio, donde se afirma que un producto no funcionó perfectamente como se prometió.

*Demandas por negligencia médica contra proveedores de atención médica, por decisiones de tratamiento o atención que pueden o no haber tomado al prestar servicios relacionados con el virus.

*Litigios por valores contra empresas, que supuestamente no han dado a los inversores la suficiente advertencia previa necesaria para evitar pérdidas económicas debido al coronavirus.

“Ya sea que se formulen en términos de simple negligencia o molestia pública, las demandas basadas en la exposición podrían socavar la recuperación económica y social de nuestro país si no se limitan a las circunstancias legítimas”, dijo el estudio.

Para ello, el estudio recomendó al Congreso establecer un “piso” de responsabilidad por el coronavirus para los individuos y las empresas “siempre y cuando se basen en las normas y directrices gubernamentales aplicables y las siguieran en general”.

También debería establecerse la jurisdicción federal sobre la mayoría de esos casos, según el estudio.

Las actuales leyes y regulaciones de responsabilidad de productos pandémicos deberían ser revisadas por el Congreso para que la cobertura sea clara para los fabricantes y vendedores de equipos de protección personal (PPE), así como para los “buenos samaritanos” que donen dichos artículos, según el estudio.

En cuanto a la cobertura por negligencia médica recientemente promulgada por el Congreso bajo la Ley de Ayuda, Alivio y Seguridad Económica contra el Coronavirus (CARES), el estudio dijo que “hay una razón de peso para extender tales protecciones a los proveedores de atención médica, así como a las instalaciones de atención médica cuyos trabajos requieren que presten servicios médicos de COVID-19, particularmente dado que esos trabajos los obligan a poner sus propias vidas en riesgo”.

Para evitar litigios abusivos de valores, el estudio recomendó que el Congreso se asegure que todos “los juicios de valores que impliquen un presunto fraude relacionado con COVID-19 tendrían que ser llevados a un tribunal federal”.

También debería haber “una suspensión temporal de los procedimientos hasta un cierto período después de la fecha en que el presidente (Trump) rescinda su declaración de emergencia nacional”, para permitir que las empresas se centren “en cuestiones urgentes de salud y recuperación económica, en vez de responder a las demandas colectivas de valores potencialmente sin mérito, con mociones tempranas de desestimación, respuestas o descubrimiento”, según el estudio del ILR.

Contacte con Mark Tapscott en Mark.Tapscott@epochtimes.nyc


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo


A continuación

Cómo el comunismo busca destruir la humanidad

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS