Corte de Apelaciones ratifica prohibición de retener a niños inmigrantes en hoteles

Por Janita Kan
05 de Octubre de 2020
Actualizado: 05 de Octubre de 2020

Una corte federal de apelaciones denegó una solicitud de la administración Trump de suspender el fallo de una corte inferior que le ordenó poner fin a la práctica de detención de niños solicitantes de asilo en hoteles mientras se hacen arreglos para deportarlos del país.

La práctica se implementó como parte de una política de inmigración diseñada para frenar la propagación de la pandemia del virus del PCCh (Partido Comunista Chino) luego de que los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) emitieran una orden en marzo para cerrar la frontera de Estados Unidos con México y Canadá.

El panel de tres jueces de la Corte de Apelaciones del Noveno Circuito rechazó el domingo la solicitud de suspensión urgente de la decisión de la corte de distrito, pendiente de apelación, que determinó que los niños que fueron llevados o cruzados ilegalmente a Estados Unidos durante la pandemia tienen derecho a protecciones bajo el Acuerdo de Conciliación de Flores de 1997.

El acuerdo Flores es un fallo judicial que dice que los menores que cruzan la frontera ilegalmente no pueden ser detenidos por más de 20 días y requiere que los niños bajo la custodia del Departamento de Seguridad Nacional (DHS) sean alojados en instalaciones que cumplan con ciertas normas, así como recibir ciertos estándares de atención.

El panel dijo (pdf) que el gobierno federal no ha demostrado que sufriría un daño irreparable si cumpliera con la orden de la corte inferior de dejar de detener a los niños y las familias en hoteles mientras la apelación está pendiente.

La orden de marzo pedía que ciertos inmigrantes fueran expulsados de Estados Unidos y devueltos a su país de origen, o a otro lugar viable, lo antes posible. La orden se ha prorrogado dos veces y la segunda vez se prorrogó indefinidamente.

Como parte de esta política, el DHS ha estado usando hoteles para alojar temporalmente a niños acompañados y no acompañados durante varios días antes de ser enviados fuera del país.

Citando a un monitor independiente, la corte de distrito dijo que 660 menores de entre 10 y 17 años estaban alojados en 25 hoteles en tres estados y 577 de ellos no estaban acompañados.

Un funcionario del Servicio de Inmigración y Aduanas de Estados Unidos dijo a CBS News que no ha retenido a niños solicitantes de asilo en hoteles desde el 11 de septiembre. Sin embargo, los niños solicitantes de asilo y las familias que cruzan ilegalmente la frontera entre Estados Unidos y México siguen siendo objeto de deportación en virtud de la orden de marzo, dijo un portavoz de Aduanas y Protección Fronteriza al medio de comunicación.

En su fallo a principios de septiembre, la jueza de la Corte de Distrito de Estados Unidos, Dolly Gee, en Los Ángeles, determinó que esta práctica incumple el deber del DHS en virtud del acuerdo Flores porque los niños deben ser colocados en programas autorizados después del arresto, si ningún adulto o entidad calificada puede tomar la custodia. Además, dictaminó que la práctica de hospedar en hoteles carece de supervisión y plantea preocupaciones sobre el estándar del cuidado de los niños pequeños.

La jueza también determinó que los niños y las familias tienen problemas para acceder a un abogado y que los proveedores de servicios legales han afirmado que se enfrentan a dificultades inusuales para localizar a los niños que están detenidos en un hotel.

Aunque Gee reconoció que la administración Trump puede hacer cambios en el sistema de inmigración para proteger la seguridad pública contra la pandemia, todavía “no es excusa para que el DHS eluda las protecciones humanitarias fundamentales que el Acuerdo Flores garantiza a los menores bajo su custodia, especialmente cuando no hay pruebas convincentes de que la práctica de hospedar en hoteles es más segura que las instalaciones con licencia”.

“Aunque la legalidad de la orden de cierre generalmente está más allá del alcance de la jurisdicción de esta corte, la corte está obligada a asegurar que los menores bajo custodia del DHS no queden en tierra de nadie [en el aspecto] legal, donde no se aplican normas ejecutables”, escribió Gee.

Ella ordenó al departamento que dejara de poner a los niños en detención en hoteles para el 15 de septiembre, con la excepción de las estancias de una o dos noches mientras están en tránsito o antes de tomar vuelos. También ordenó al DHS que “transfiera a todos los menores — tanto los que están acompañados como los que no lo están— retenidos en hoteles a instalaciones autorizadas”.

Leecia Welch, directora principal de Bienestar Infantil del Centro Nacional de Derecho Juvenil, quien presentó la moción, dijo en un posteo de Twitter en reacción a la decisión de la corte de apelaciones, “Es un hecho triste que la participación de la corte fuera necesaria una vez más para garantizar la seguridad básica de los niños”.

El Departamento de Justicia y el Departamento de Seguridad Nacional no respondieron inmediatamente a una solicitud de comentarios de The Epoch Times.

Sigue a Janita en Twitter: @janitakan


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo


A continuación

El comunismo promueve la promiscuidad

Lee la serie completa Cómo el espectro del comunismo rige nuestro mundo

TE RECOMENDAMOS