Demócratas de la Cámara bloquean proyecto del GOP sobre transparencia en retirada de Afganistán

Por Joseph Lord
31 de Agosto de 2021 6:44 PM Actualizado: 31 de Agosto de 2021 6:44 PM

En una breve sesión pro forma el martes, los demócratas de la Cámara bloquearon un proyecto de ley patrocinado por los republicanos que impondría nuevas obligaciones a la Casa Blanca y a los líderes militares a medida que la crisis de Afganistán continúa desarrollándose.

El proyecto de ley, presentado por el representante Mike Gallagher (R-Wis.), requiere que la Casa Blanca y el ejército envíen informes diarios al Congreso sobre la cifra de estadounidenses atrapados en Afganistán. También obliga a que se envíen tropas estadounidenses a Afganistán hasta que todo estadounidense que quiera irse haya podido escapar del país. También instaría al presidente a no reconocer a la organización terrorista talibán como el gobierno legítimo de Afganistán.

El jueves pasado, 13 soldados estadounidenses murieron en un ataque atribuido por la organización terrorista ISIS-K, la mayor cifra de muertos estadounidenses en más de una década.

El martes, la Cámara se reunió en la primera sesión desde estas muertes en Afganistán; los asuntos legislativos generalmente no se llevan a cabo en sesiones pro forma. Sin embargo, a raíz de las muertes en Kabul, algunos miembros del grupo republicano de la Cámara de Representantes hicieron un intento desesperado por utilizar la sesión para considerar el proyecto de ley de Gallagher.

Los demócratas rechazaron silenciosamente la moción al negarse a hablar sobre la legislación de los republicanos. Tras fuertes objeciones, los demócratas de la Cámara de Representantes levantaron rápidamente la reunión.

Este fue el segundo fracaso del proyecto de ley en la Cámara.

El 24 de agosto, la Cámara se reunió en una sesión de emergencia para votar dos piezas de legislación demócrata expansiva: la resolución presupuestaria de USD 3.5 billones del senador Bernie Sanders (I-Vt.) y la “Ley de Promoción del Derecho al Voto John R. Lewis” de la representante Terri Sewell (D-Ala.).

Al principio de esa sesión, Gallagher presentó una moción para suspender las consideraciones sobre estas piezas de legislación y, en cambio, considerar su proyecto de ley. El representante demócrata Joe Neguse (D-Colo.) rápidamente rechazó la propuesta, explicando que acceder a esta solicitud “cedería la palabra a la conferencia republicana”, una medida inaceptable dada la legislación “extremadamente importante” en la agenda de la Cámara hoy.

Más tarde, los demócratas impulsaron los votos en línea partidista en ambas leyes, una medida que provocó la ira de los republicanos. El representante Kevin McCarthy (R-Calif.) pronunció un discurso enérgico en el que criticó a los demócratas por rechazar el proyecto de ley de Gallagher en la primera sesión del Congreso desde la caída de Kabul ante los terroristas talibanes.

En una breve conferencia de prensa después de la sesión pro forma del martes, Gallagher y otros republicanos discutieron este segundo fracaso del proyecto de ley.

Gallagher hizo referencia por primera vez a la reunión de emergencia de la Cámara el 24 de agosto y dijo: “La semana pasada tuvimos la oportunidad de unirnos como demócratas y republicanos y aprobar un proyecto de ley que habría impedido que la administración retirara las tropas en la arbitraria fecha de retirada del 31 de agosto hasta que hubiésemos sacado a todos nuestros estadounidenses”.

Continuó: “A puerta cerrada, esto es exactamente lo que muchos demócratas dijeron que querían. Rechazaron a la administración, suplicaron y pidieron al presidente que renunciara a la fecha de rendición hacia los talibanes”.

De hecho, muchos demócratas–especialmente aquellos en escaños vulnerables–se han distanciado del presidente en los últimos días. Varios demócratas de varios comités del Congreso prometieron investigar los fracasos de la administración en Afganistán y presionaron para extender el plazo de la retirada. Pero a pesar de esta postura, los demócratas rechazaron el proyecto de ley de Gallagher para adelantar la fecha de retirada indefinidamente hasta que todos los estadounidenses salieran a salvo.

Con este rechazo, el futuro del proyecto de ley de Gallagher es incierto, lo cual lleva a los republicanos a diseñar una estrategia para seguir adelante con el proyecto de ley.

McCarthy dijo en la conferencia de prensa que a la luz de la oposición demócrata al proyecto de ley, el Partido Republicano de la Cámara de Representantes consideraría utilizar una petición de descargo. Una petición de descargo es un procedimiento parlamentario de EE. UU. que puede acelerar la consideración de un proyecto de ley al sacarlo inmediatamente del comité y ponerlo en el pleno para su votación.

Sin embargo, existen algunos obstáculos que los líderes republicanos tendrían que superar antes de seguir adelante con el proyecto de ley. Por un lado, una petición de descargo debe obtener 218 firmas para avanzar; debido a que el Partido Republicano solo controla 212 escaños, el avance de la petición requeriría que al menos 6 demócratas se unan a los republicanos.

Pero incluso si el proyecto de ley se aprobara en la Cámara con esta técnica, aún enfrentaría una fuerte oposición de los demócratas en el Senado, quienes podrían acabar con el proyecto de ley con un obstruccionismo.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.