Dichos chinos: Levantar la pieza de ajedréz y dudar en moverla

11 de Octubre de 2015 Actualizado: 11 de Octubre de 2015

Historia del antiguo caballo de Troya chino

El dicho chino 舉棋不定 (jǔ qí bù dìng) se traduce como “levantar una pieza de ajedrez y dudar sobre lo que debe hacer”. Literariamente, significa no poder tomar una decisión o soplar caliente y frío sobre un asunto. Proviene de una historia registrada en el libro Zuo Zhuan (1).

Durante el Período de Primavera y Otoño (770-476 a. C.), el rey Xian del estado de Wei era un tirano. En 559 a. C., fue derrocado y expulsado del estado por los ministros de Sun y Ning, luego, el hermano de Xian se convirtió en rey.

Pasaron muchos años. Ning lamentó haber expulsado a Xian del estado y le dijo a su hijo Diaozi, que era entonces un poderoso ministro, que ayudara a Xian para que regresara a Wei.

Xian en realidad había estado preparando tomar venganza, por lo que tomó esta oportunidad y envió a Diaozi un mensaje, prometiendo que nunca sería una amenaza para él.

Diaozi discutió esto con otros ministros. Un ministro le aconsejó no creer a Xian, diciendo: “Él era un tirano por naturaleza. Su padre lo expulsó del país y ahora lo quieren de regreso? Es como jugar al ajedrez sin un plan coherente. Si usted acaba de seleccionar la pieza de ajedrez y duda acerca del próximo movimiento, seguramente perderá. “Sin embargo, Diaozi insistió y logró que Xian regresara al estado de Wei.

En 546 a. C., Xian mató a Diaozi y a todas las personas que participaron en su expulsión del país 12 años más tarde; la gente utilizó el dicho para describir a alguien que es muy vacilante, incapaz de tomar una decisión, o a las personas que cambian de opinión frecuentemente.

Un dicho chino similar 猶豫不決 (yóu yù bù jué), traducido literalmente como “vacilar y no decidir”, significa que no será capaz de decidirse.

El “yóu” (猶) en este dicho era una especie de animal legendario extremadamente tímido y desconfiado. Cada vez que oía un sonido, inmediatamente se escondía con temor, sospechando que había un cazador cerca tratando de atraparlo u otros animales tratando de perjudicarlo.

Normalmente sube a un árbol y se esconde, asomando su cabeza para mirar y observar a su alrededor. Una y otra vez, el “yóu” repite este comportamiento, con el resultado de pasar la mitad de su día corriendo subiendo y bajando de los árboles y desperdiciando mucha energía.

Nota:
“Zuo Zhuan” (左傳), también llamado “Chunqiu Zuo Zhuan”, es una de las fuentes más importantes para la comprensión de la historia del Período de Primavera y Otoño (770-476 a. C.). Se atribuye a Zuo Qiuming antes de 389 a. C. y es considerado un comentario a los “Anales de primavera y otoño”.

TE RECOMENDAMOS