Estados Unidos condena al régimen chino por la Masacre en la Plaza de Tiananmen

Por Mimi Nguyen Ly
04 de Junio de 2021
Actualizado: 04 de Junio de 2021

El Departamento de Estado de EE.UU. y la Comisión Ejecutiva del Congreso sobre China condenaron la brutalidad del Partido Comunista Chino (PCCh) en la víspera del 32º aniversario de la masacre en la plaza de Tiananmen.

El secretario de Estado Antony Blinken dijo en un comunicado que la plaza de Tiananmen de Beijing es ahora “sinónimo de las acciones brutales” del PCCh en 1989. El 4 de junio de ese año, decenas de miles de chinos que querían ejercer sus derechos humanos y libertades fundamentales fueron silenciados por el PCCh, dijo.

“Estas personas tenían una petición noble y sencilla: Reconocer y respetar nuestros derechos humanos, consagrados en la Declaración Universal de Derechos Humanos. En lugar de atender esta petición con dignidad y un debate abierto, las autoridades [de la República Popular China] respondieron con violencia”, dijo Blinken.

“El coraje de los individuos valientes que permanecieron hombro con hombro el 4 de junio nos recuerda que nunca debemos dejar de buscar la transparencia sobre los acontecimientos de ese día, incluyendo un recuento completo de todos los muertos, detenidos o desaparecidos”, añadió.

El secretario de Estado Antony Blinken habla mientras saluda a los miembros del personal de la embajada de EE.UU. en la capital egipcia, El Cairo, el 26 de mayo de 2021. (Alex brandon/Pool/AFP vía Getty Images)

Estados Unidos seguirá apoyando al pueblo de China mientras exige que su gobierno respete los derechos humanos universales. Honramos los sacrificios de aquellos que murieron hace 32 años, y a los valientes activistas que continúan con sus esfuerzos hoy en día frente a la continua represión del gobierno”.

Los días 3 y 4 de junio de 1989, el PCCh ordenó a sus tropas que abrieran fuego contra los manifestantes en la plaza de Tiananmen, tras semanas de protestas lideradas por estudiantes que comenzaron el 15 de abril de 1989, concentradas en el lugar. Los activistas abogaban por más libertades y reformas económicas y democráticas, entre otros cambios.

El PCCh nunca ha hecho público un relato completo de la violencia. Días después, el PCCh anunció un número de muertos de unos 300, la mayoría de ellos soldados. Sin embargo, grupos de derechos y testigos afirman que murieron miles de personas. Fuentes no identificadas del PCCh afirman que murieron al menos 10,000 personas, según un telegrama diplomático británico desclasificado y documentos desclasificados de la Casa Blanca.

El presidente y el copresidente de la Comisión bipartidista y bicameral del Congreso sobre China (CECC), el senador Jeff Merkley (D-Ore.) y el representante James McGovern (D-Mass.), destacaron al pueblo chino y su sufrimiento por la represión militar del PCCh en este día.

“Hoy honramos el valor y el sacrificio de todos los que se reunieron en las calles de Beijing y de más de 400 ciudades durante la primavera de 1989 pidiendo democracia, derechos humanos y el fin de la corrupción”, dijeron en un comunicado. “La violenta represión de estas protestas aplastó las demandas pacíficas de derechos y reformas y sigue complicando las relaciones entre Estados Unidos y China hasta el día de hoy”.

La brutal supresión de los derechos humanos del pueblo chino por parte del PCCh continúa hoy en día, dijeron Merkley y McGovern.

“La comunidad internacional debe unirse para poner fin a la detención arbitraria y la tortura de los presos de conciencia, acabar con el genocidio en Xinjiang, poner fin a los esfuerzos represivos para acabar con la cultura tibetana y la libertad religiosa de cientos de millones de ciudadanos chinos, y acabar con el desmantelamiento sistemático de las libertades garantizadas al pueblo de Hong Kong a través del tratado internacional”.

“El espíritu de Tiananmen está vivo en China y en todos los lugares donde se reúnen personas amantes de la libertad. Recordamos este trágico aniversario y nos comprometemos a trabajar por un futuro en el que el legado de la generación de Tiananmen pueda finalmente hacerse realidad en China y en todo el mundo”.

Los dos legisladores afirmaron que se comprometen a conmemorar el 4 de junio cada año “hasta que todo el mundo en China pueda hacerlo libremente y sin restricciones”, reconociendo que los sucesos del 4 de junio y los actos conmemorativos relacionados siguen siendo censurados por el PCCh, e “incluso ahora en la antes autónoma Hong Kong”.

Las autoridades de Hong Kong y Macao prohibieron recientemente una serie de actos para conmemorar el 4 de junio, incluida una vigilia anual en el Parque Victoria de Hong Kong. Las autoridades cancelaron el evento por segundo año consecutivo, citando el virus del PCCh (Partido Comunista Chino) como motivo para hacerlo. El virus del PCCh se conoce comúnmente como el nuevo coronavirus.

El 1 de junio, la dirigente hongkonesa Carrie Lam hizo hincapié en que todas las entidades debían ajustarse a la Ley de Seguridad Nacional del PCCh cuando se acercara el 4 de junio. El Departamento de Estado de EE.UU. condenó recientemente a las autoridades de Hong Kong por haber provocado el cierre de un museo que conmemora la masacre en la plaza de Tiananmen del 4 de junio.

Siga a Mimi en Twitter: @MimiNguyenLy


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS