Informe republicano expone la “visión radical” de Biden sobre sistema de inmigración en EE. UU.

Por Débora Alatriste
02 de Marzo de 2021
Actualizado: 02 de Marzo de 2021

El Comité de Estudio Republicano (RSC), el mayor grupo conservador del Capitolio, publicará un informe que expone la “visión radical” de Biden sobre sus políticas de inmigración, reportó Breitbart este martes.

El informe (pdf) titulado “La peligrosa agenda migratoria de Biden”–obtenido en exclusiva por el medio conservador y que sería publicado el 2 de marzo por la tarde–hace un recuento de las órdenes ejecutivas de Biden en materia de inmigración.

“El presidente Biden ha convertido en una misión suya remodelar el sistema de inmigración de nuestra nación para convertirlo en uno que se centre en apaciguar las aspiraciones políticas de la extrema izquierda en lugar de las de los ciudadanos estadounidenses”, dice el documento del comité.

Según el grupo republicano, desde que Biden entró a la Casa Blanca “no ha perdido tiempo en ejecutar su visión radical”, para revertir las políticas establecidas por Trump sobre la inmigración y “allanar el camino” para que un número masivo de inmigrantes puedan permanecer en Estados Unidos.

Una de las primeras acciones de Biden fue terminar con el estado de emergencia que Trump declaró a lo largo de la frontera sur de Estados Unidos.

El 11 de febrero, el presidente Biden dijo en una carta a los líderes del Congreso que la declaración de emergencia para la frontera sur era injustificada por lo que dio por terminada la proclamación de Trump y desautorizó la construcción del muro fronterizo.

“Una frontera insegura es un regalo para los narcos, la MS-13, los traficantes de personas y otras empresas criminales, ya que garantiza que las rutas existentes utilizadas para el contrabando de personas y drogas sigan abiertas en un futuro próximo”, señala el documento.

La siguiente acción de Biden fue la “Orden Ejecutiva sobre la Revisión de las Políticas de Control de la Inmigración Civil y Prioridades”, que establece un reajuste de todas las políticas y prácticas para hacer cumplir la ley de inmigración civil. Como resultado, el Departamento de Seguridad Nacional (DHS) dijo que se pausarían las deportaciones de algunos inmigrantes ilegales por un plazo de 100 días.

La medida fue criticada por diversos funcionarios. El exsecretario interino del DHS, Chad Wolf, calificó la medida de “muy preocupante”.

“Están trasladando recursos a la frontera para procesar la inmigración, para procesar las solicitudes de asilo. Creo que en un entorno como el de COVID, eso es muy peligroso”, dijo Wolf a Fox News.

Mientras que en Texas, el fiscal general Ken Paxton demandó a la administración por “ignorar los principios constitucionales básicos” y no avisar al estado sobre los cambios.

La orden de Biden también revocó la orden ejecutiva 13768 de Trump, la cual permitía a los agentes federales delegar fuerzas policiales estatales y locales para ayudar a las autoridades de inmigración cuando se encontraran con poco personal o sobrecargados.

“Los estados se quedarán con menos recursos para combatir la trata de personas, el narcoterrorismo y las pandillas multinacionales como MS-13 y Barrio 18”, dijo el grupo.

“Es preocupante el hecho de que los extranjeros que hayan sido condenados por asesinato, asalto, violación u otros delitos graves agravados, pero que hayan sido liberados antes de que se publicara el memorando, no serían considerados una prioridad para ICE. De manera similar, los extranjeros condenados por DUI, fraude u otros delitos graves no agravados no serían considerados una prioridad para ICE”, añade el informe.

Un migrante sostiene una pancarta que dice “Biden: iluminamos el camino para una reforma migratoria humana”, mientras defensores y migrantes se manifiestan en el puerto de cruce de San Ysidro durante una vigilia llamada “Camino hacia una reforma migratoria humana”, en Tijuana, estado de Baja California, México, el 19 de enero de 2021. (GUILLERMO ARIAS/AFP vía Getty Images)

Los congresistas también señalaron que la Orden Ejecutiva sobre la Creación de un Marco Regional Integral–la cual busca gestionar las solicitudes de asilo de Centroamérica y Norteamérica–”si bien comienza con mandatos aparentemente benignos (…) rápidamente emprende un ataque integral a muchas políticas de inmigración importantes de la era Trump diseñadas para fortalecer la seguridad fronteriza de nuestra nación”.

“En medio de la pandemia en curso y la escasez de vacunas asociada, la orden (…) prepara el escenario para la reanudación del procesamiento de solicitudes de asilo de conformidad con los estándares irresponsables de la era de Obama en las fronteras de Estados Unidos”, añadieron los republicanos.

Según el grupo, esto último dio paso a que el presidente Biden eliminara el Programa Permanecer en México, lanzado en enero de 2019 para ayudar a detener el flujo de cientos de miles de solicitudes de asilo injustificadas que estaban obstruyendo el sistema.

El programa MPP obliga a los solicitantes de asilo a esperar en México mientras se adjudica su caso de asilo. Antes de su implementación, miles de inmigrantes ilegales fueron liberados en los Estados Unidos mientras esperaban el fallo de su caso, la mayoría de los cuales no se presentaron en los tribunales.

“En circunstancias normales, la agenda de inmigración del presidente Biden sería irresponsable. Durante la actual pandemia, y cuando se ve a la luz de las políticas domésticas de Biden, son inmorales”, añaden.

El documento además resalta la última legislación “sin precedentes” introducida en la Cámara de Representantes y el Senado llamada “Ley de Ciudadanía Estadounidense de 2021”, la cual establecería nuevas vías de acceso a la ciudadanía para inmigrantes y extranjeros ilegales. De acuerdo con los republicanos, el proyecto de ley junto con las políticas relacionadas atraería a 52 millones de inmigrantes legales y legales a Estados Unidos.

Esta nueva legislatura permitiría que sea más rápido y fácil obtener la ciudadanía.

“Los conservadores deben tener en cuenta que el acortamiento del período para obtener la ciudadanía agilizaría la creación de nuevos votantes antes de las elecciones presidenciales de 2024”, resalta el documento.

Asimismo, criticaron al actual gobierno por no “valorar” las voces conservadoras. “La administración de Biden valora la capacidad de los extranjeros ilegales de venir a Estados Unidos antes que detener el COVID-19 y la libertad de los estadounidenses de vivir en nuestros propios términos y viajar por nuestra República”.

El Comité de Estudio Republicano está actualmente liderado por el congresista de Indiana Jim Banks, y cuenta con más de 150 miembros republicanos de la Cámara.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS