Si China apoya a Rusia habrá “consecuencias”: Biden a Xi en su primera reunión desde noviembre

Por Andrew Thornebrooke
18 de Marzo de 2022 6:00 PM Actualizado: 18 de Marzo de 2022 6:00 PM

El presidente Joe Biden mantuvo una videollamada de dos horas con el secretario general del Partido Comunista Chino (PCCh), Xi Jinping, el 18 de marzo. La reunión se produjo después que la administración estadounidense dijera que China estaba considerando dar ayuda militar a Rusia para la actual guerra en Ucrania.

“El presidente Biden detalló nuestros esfuerzos para prevenir y luego responder a la invasión [en Ucrania], incluyendo la imposición de costos a Rusia”, dice una lectura de la Casa Blanca sobre la llamada. “Describió las implicaciones y consecuencias si China proporciona apoyo material a Rusia mientras lleva a cabo ataques brutales contra ciudades y civiles ucranianos”.

“El presidente subrayó su apoyo a una solución diplomática a la crisis. Los dos líderes también coincidieron en la importancia de mantener abiertas las líneas de comunicación, para gestionar la competencia entre nuestros dos países”.

Biden también expresó que la política de Estados Unidos sobre Taiwán no ha cambiado y se opuso a los cambios unilaterales al statu quo. Biden y Xi finalmente encargaron a sus administraciones hacer un seguimiento a las conclusiones de la reunión durante los próximos días y semanas.

Xi se negó a referirse a la situación en Ucrania como una “guerra” durante la llamada y, en cambio, se refirió a ella como una “crisis”, según la agencia de noticias china Xinhua, que publicó varios puntos de la conversación inmediatamente después del final de la llamada.

El líder chino también dijo que Estados Unidos y China tendrían que trabajar juntos para “asumir nuestra parte de las responsabilidades internacionales y trabajar por la paz y la tranquilidad mundiales”, al tiempo que señaló que el mundo no era ni tranquilo ni estable, informó Xinhua.

La reunión virtual fue la primera entre Biden y Xi desde noviembre, cuando los dos líderes sostuvieron una videoconferencia de tres horas. Los dos líderes acordaron en esa reunión que buscarían hacer conversaciones futuras orientadas a mantener la estabilidad estratégica.

Por el contrario, en la reunión del viernes Biden evaluó la posición de Xi sobre el tema de la guerra en Ucrania y las relaciones con Rusia en general.

“Esta es una conversación sobre la posición del presidente Xi”, dijo la secretaria de prensa de la Casa Blanca, Jen Psaki, antes de la reunión.

“Depende de los chinos decidir dónde quieren estar, dónde quieren estar mientras se escriben los libros de historia”.

Psaki dijo que la reunión fue el resultado de las acaloradas conversaciones de siete horas llevadas a cabo en Roma a principios de esta semana entre el asesor de seguridad nacional Jake Sullivan y el principal diplomático del régimen chino, Yang Jiechi.

Esas conversaciones se produjeron después de que el Departamento de Estado informara de la publicación de un cable diplomático en el que se acusaba al PCCh de expresar su voluntad de proporcionar apoyo militar a Rusia para su invasión a Ucrania. La dirección de la Unión Europea afirmó desde entonces que ha visto “pruebas muy fiables” de que el PCCh estaba considerando enviar apoyo militar a Rusia.

Xi y el presidente ruso Vladimir Putin declararon una asociación “sin límites” a principios de febrero, menos de tres semanas antes de la invasión de Moscú. Desde entonces, los líderes de inteligencia de EE.UU. advirtieron que la cooperación entre China y Rusia continuaría creciendo en la próxima década, ya que las dos naciones buscan socavar la preeminencia de Estados Unidos en todo el mundo.

Un exfuncionario estadounidense dijo que Estados Unidos y China estaban atrapados en una nueva Guerra Fría. Mientras tanto, el almirante John Aquilino, comandante de la fuerza de Estados Unidos en el Indo-Pacífico, dijo recientemente que China buscaba socavar el propio orden internacional liberal.

“La República Popular China es el competidor estratégico más importante al que se ha enfrentado Estados Unidos”, dijo el 9 de marzo el almirante John Aquilino, comandante del Comando del Indo-Pacífico de Estados Unidos.

“Están ejecutando una campaña sostenida que utiliza todas las formas de poder nacional para desarraigar el orden internacional basado en reglas, en beneficio de ellos mismos y a expensas de todos los demás”.

Funcionarios estadounidenses sugirieron que la reunión del viernes entre Biden y Xi sería una oportunidad para presionar al PCCh con el propósito que influya en Putin y evite más muertes y destrucción en Ucrania. Actualmente se le acusa a Rusia de numerosos crímenes de guerra y crímenes de lesa humanidad tras la invasión.

“Creemos que China en particular tiene la responsabilidad de usar su influencia con el presidente Putin y defender las reglas y principios internacionales que profesa apoyar”, dijo el secretario de Estado Antony Blinken durante una conferencia de prensa el jueves.

“En cambio, parece que China se está moviendo en la dirección opuesta al negarse a condenar esta agresión mientras busca presentarse como un árbitro neutral. Nos preocupa que estén considerando ayudar directamente a Rusia con equipo militar que sería usado en Ucrania”.

Con ese fin, Blinken dijo que China asumiría las consecuencias de cualquier apoyo a la guerra de Rusia, aunque no explicó qué medidas específicas se tomarían si Xi no cumpliera con las demandas estadounidenses.

“China asumirá la responsabilidad de cualquier acción que tome para apoyar la agresión de Rusia”, dijo Blinken, “y no dudaremos en imponer costos”.

No ha habido respuestas explícitas de la administración sobre cuáles serían esos costos propuestos.

Cuando se le preguntó durante una llamada de prensa el viernes si había “líneas rojas” específicas que Beijing no podía cruzar o sanciones específicas que podrían aprovecharse contra China, la portavoz adjunta del Departamento de Estado, Jalina Porter, dijo que no había detalles que dar al respecto.

“Hemos alentado a nuestros aliados y socios a unirse para condenar esta guerra sin sentido”, dijo Porter.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.