China desplegará su avión de combate más avanzado en los disputados mares de China oriental y meridional

Por Andrew Thornebrooke
15 de Abril de 2022 3:09 PM Actualizado: 15 de Abril de 2022 3:09 PM

El ejército chino está desplegando su avión de combate más avanzado en regiones muy disputadas de los mares de China oriental y meridional, según los medios de comunicación estatales chinos.

El avión de combate furtivo J-20 comenzará sus despliegues como parte de las sesiones de entrenamiento, según el medio de comunicación estatal chino Global Times.

Un coronel chino dijo que los despliegues garantizan que el ejército chino está “preparado y es capaz de blandir su espada”.

El J-20 se construyó originalmente con piezas rusas, concretamente motores, que desde entonces han sido objeto de ingeniería inversa y de mejoras en China. Esto ha permitido al régimen producir el avión en el país. Parece estar diseñado para competir con el F-22 y el F-35 de Estados Unidos.

Se sabe relativamente poco del avión, conocido popularmente como el “Dragón Poderoso”. Entró en servicio en 2017 y es un caza furtivo como el F-35 estadounidense. Sin embargo, no está claro si cumplirá un papel polivalente y multimisión, o si se especializará en un ámbito, como la superioridad aérea.

El general Kenneth Wilsbach, comandante de las Fuerzas Aéreas del Pacífico de Estados Unidos, dijo en marzo que un F-35 estadounidense tuvo un encuentro cercano con el J-20 sobre el mar de China Meridional el año pasado, pero que aún era demasiado pronto para saber qué papel desempeñaría el avión en un conflicto militar a gran escala.

“Recientemente tuvimos, no lo llamaría un enfrentamiento, pero nos acercamos relativamente a los J-20 con nuestros F-35 en el Mar de China Oriental, y quedamos relativamente impresionados con el mando y el control que se asoció a los J-20”, dijo Wilsbach.

“Es un poco pronto para saber exactamente lo que quieren hacer con el J-20”, dijo Wilsbach. “Lo único que realmente hemos visto que hace es en materia de superioridad aérea”.

El Partido Comunista Chino (PCCh) ha hecho innumerables reclamaciones territoriales en varias partes de los mares del Sur y del Este de China en el pasado, e incluso ha llegado a construir islas artificiales que contienen puestos militares para ampliar su huella en el mar del Sur de China. Por lo tanto, el despliegue probablemente apoyará las ambiciones expansionistas del régimen.

Un informe del Departamento de Estado publicado en enero concluyó que los métodos utilizados por el PCCh para exagerar artificialmente sus reclamaciones territoriales no tenían “ninguna base legal coherente” en las leyes o normas internacionales.

La expansión, y ahora el despliegue de los J-20, probablemente seguirán aumentando las tensiones entre Estados Unidos y el PCCh, ya que los expertos advierten que el régimen comunista es el que tiene mayores probabilidades de enfrentarse a las fuerzas estadounidenses en un conflicto militar.

En este sentido, el despliegue de los J-20 podría considerarse como un esfuerzo continuado del PCCh por intensificar las tensiones militares y demostrar su propia destreza como potencia militar mundial.

A principios de abril, por ejemplo, el régimen hizo un esfuerzo similar cuando entregó nuevos sistemas de misiles a Serbia. En esa ocasión, seis aviones militares chinos atravesaron el espacio aéreo de la OTAN.

Sin embargo, los golpes de pecho del PCCh no están exentos de riesgos. El despliegue del J-20 probablemente signifique despliegues más largos y patrullas de mayor alcance por parte de las fuerzas chinas, lo que podría hacer que tuvieran más encuentros cercanos con el ejército estadounidense.

En el reverso de la moneda, la oportunidad también ofrecerá a Estados Unidos y a sus aliados la posibilidad de recopilar datos de diagnóstico vitales sobre el J-20 en la naturaleza, proporcionando así una valiosa información para descubrir sus puntos débiles y, en última instancia, derrotarlo, si es necesario, en combate.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.