Ciudadanos de Israel y Bahréin podrían perder su condición de vacunados si no se aplican el refuerzo

Por Katabella Roberts
14 de Octubre de 2021
Actualizado: 14 de Octubre de 2021

Los residentes de Israel y Bahréin que reúnan los requisitos para recibir la vacuna COVID-19 y no la reciban corren el riesgo de perder su estatus de vacunación que les permite acceder a todos los lugares, desde restaurantes hasta centros comerciales.

Israel fue el primer país que hizo de la vacuna de refuerzo un requisito para los pasaportes digitales de vacunación “pase verde”, que permiten a las personas entrar en todo tipo de establecimientos, desde hoteles, cines, gimnasios y restaurantes hasta lugares de culto.

En virtud de las nuevas directrices publicadas el 3 de octubre, se redujo la validez del anterior pase verde y se anuló cualquier pase emitido antes de esa fecha.

Según un aviso del gobierno, el pase verde ahora solo estará disponible para las personas que puedan demostrar que se han vacunado contra el COVID-19 después de que las dos dosis anteriores hayan caducado a los seis meses, o que se hayan recuperado de la enfermedad.

Las personas que se han recuperado del COVID-19 una o dos veces y no se han vacunado pueden obtener un pase válido por un máximo de seis meses a partir de la fecha del último certificado de recuperación conforme a un conjunto diferente de directrices. Los que se hayan recuperado pero hayan recibido solo una dosis de vacuna antes o después de la recuperación pueden optar a un pase verde válido hasta finales de marzo del año que viene.

Los que solo hayan recibido una dosis no pueden optar a un pase verde, aunque den positivo en una prueba serológica después de la vacunación. No se ha confirmado si serán necesarias más vacunas de refuerzo en el futuro para que una persona se considere totalmente vacunada.

Mientras tanto, las personas que se hayan vacunado o que se hayan recuperado fuera de Israel podrán optar o no a un pase verde en función del número de dosis de la vacuna que hayan recibido y de los resultados de las pruebas serológicas y de PCR en Israel.

Las personas que decidan no vacunarse podrán seguir entrando en los lugares con una prueba PCR o de antígenos negativa realizada 24 horas antes, según una declaración del subdirector general del Ministerio de Sanidad de Israel, el Dr. Asher Salmon.

El nuevo sistema de Israel sustituye al anterior, que exigía solo dos vacunas para poder obtener un pase verde.

“Creemos que todo el mundo debería recibir una tercera vacuna. Básicamente estamos diciendo a la gente que si no lo ha hecho ya, no está completamente vacunada”, dijo Salmon.

La nueva política provocó que decenas de personas salieran a las calles israelíes en manifestaciones por todo el país, ya que más de 2 millones de personas corren el riesgo de perder sus pasaportes de vacunación.

Pero Israel no es el único país que ha adoptado un enfoque estricto con respecto a los pasaportes de vacunación, ya que el 4 de octubre Bahréin también cambió el estado de vacunación de las personas que pueden recibir una vacuna de refuerzo.

A partir de esa fecha, el estado de vacunación de las personas que reúnan los requisitos para recibir una vacuna de refuerzo será degradado de “Escudo Verde” a “Escudo Amarillo” en el pasaporte digital de vacunas del reino, la app de celular BeAware, si no reciben la dosis adicional.

Anteriormente, se consideraba que las personas estaban completamente vacunadas dos semanas después de su segunda dosis y se les concedía el estatus de “Escudo Verde”, lo que significaba que podían entrar en centros comerciales, restaurantes, cines y otros servicios en espacios cerrados.

El tema de las vacunas de refuerzo ha divido a los profesionales de la salud y a los expertos.

El martes, los científicos de la Administración de Alimentos y Medicamentos de EE. UU. (FDA, por sus siglas en inglés) dijeron que no se pronunciaban sobre una propuesta para autorizar las inyecciones de refuerzo de la vacuna de Moderna, después de que la empresa observara una disminución de la eficacia contra la infección por COVID-19.

El personal de la FDA afirmó que la vacuna y las otras dos autorizadas para su uso en Estados Unidos siguen siendo eficaces contra la enfermedad grave.

Entretanto, los organismos reguladores de medicamentos de Estados Unidos señalaron el miércoles que una segunda inyección de la vacuna contra el COVID-19 de Johnson & Johnson podría reforzar la protección de las personas contra la enfermedad, pero no tuvieron tiempo suficiente para analizar de forma independiente los datos presentados por la empresa.

Tanto Johnson & Johnson como Moderna piden a los organismos reguladores que permitan la administración de refuerzos de sus vacunas, después de que la FDA autorizara un refuerzo de Pfizer para decenas de millones de estadounidenses.


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS