Virus del PCCh posiblemente surgió de un laboratorio chino: excontratista del Departamento de Estado

Por Zachary Stieber
29 de Mayo de 2021
Actualizado: 29 de Mayo de 2021

El virus que causa COVID-19 probablemente no se originó en la naturaleza, según un excontratista del Departamento de Estado.

“Salió de la nada, y fue optimizado para la transmisión entre humanos de una manera que no se había hecho para ningún coronavirus transmitido por murciélagos. Entonces, ¿Qué pasa? ¿Se mezcló un pangolín y un murciélago y el virus resultante se adaptó a la furina del ser humano? ¿Cómo puede ocurrir eso? No es probable”, dijo David Asher, que trabajó para el departamento durante la administración Trump, en el programa “The Story” de Fox News.

El virus del PCCh (Partido Comunista Chino) causa el COVID-19.

Los primeros casos de la enfermedad surgieron en China a fines de 2019.

Se desconocen los orígenes del virus.

El Departamento de Estado había iniciado una investigación sobre los orígenes del virus cuando el exsecretario de Estado, Mike Pompeo, estaba en el cargo, según se confirmó esta semana. Los informes indicaron que el departamento cerró la investigación en las últimas semanas. La agencia actualmente rebatió los informes.

“Hubo informes incorrectos de que la administración Biden-Harris cerró una investigación de la Oficina de Control de Armas y Verificación y Cumplimiento (AVC) del Departamento de Estado sobre los orígenes de la pandemia de COVID-19”, le dijo a The Epoch Times, Ned Price, portavoz de la agencia, en un correo electrónico.

“En febrero y marzo de 2021, los hallazgos del equipo fueron informados al personal de políticas de AVC y de planificación de políticas en la nueva administración. Con el informe entregado, se terminó el trabajo. El contrato continúa, centrado en otros trabajos relacionados con el control de armas relacionados con la cartera de AVC. Todas las partes relevantes del Departamento continúan trabajando con la interagencia en este asunto. El mundo sigue teniendo serias dudas sobre los primeros días de la pandemia de COVID-19, incluidos sus orígenes en la República Popular de China”.

Asher dijo que dirigió la investigación sobre los orígenes del virus y que el equipo encontró poca evidencia de que el virus provenía de un animal.

Estadísticamente, dijo Asher, las probabilidades de que el virus se originara en la naturaleza fueron calculadas por los bioestadísticos entre 1 y 13 millones y 1 entre 13,000 millones.

Asher señaló al Instituto de Virología de Wuhan, un laboratorio de primer nivel en la ciudad china donde se observaron los primeros casos de COVID-19.

“Teníamos información muy definitiva, de la que solo publicamos una parte, que mostraba que estaban involucrados en este esfuerzo secreto y clasificado para desarrollar estos supervirus. Parecía que [el virus] había salido de ese laboratorio”, dijo en la Fox. “Esa fue la única información plausible que nos presentaron”.

El exdirector de los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), Robert Redfield, también ha apoyado la teoría de las fugas de laboratorio y le dijo a CNN en marzo: “No creo que esto haya venido de un murciélago a un humano”.

“Y en ese momento, el virus que llegó al ser humano se convirtió en uno de los virus más infecciosos que conocemos en la humanidad para la transmisión de humano a humano. Normalmente, cuando un patógeno pasa de ser zoonótico a humano, le toma un tiempo descubrir cómo volverse cada vez más eficiente en los humanos, en la transmisión humana. Simplemente no creo que esto tenga sentido biológico”, dijo.

Un grupo de investigadores internacionales presionó a principios de mayo para que se realizara una investigación adecuada sobre los orígenes del virus del PCCh, después de que una investigación dirigida por la Organización Mundial de la Salud (OMS) dictaminara como poco probable que el virus se originara en un laboratorio.

Las agencias de inteligencia estadounidenses no saben dónde, cuándo o cómo se transmitió inicialmente el virus del PCCh, dijo esta semana Amanda Schoch, subdirectora de inteligencia nacional para comunicaciones estratégicas.

La comunidad de inteligencia, que consta de más de una docena de agencias, se ha unido en torno a dos escenarios probables, agregó: un origen natural con humanos que entran en contacto con animales infectados, o un accidente de laboratorio.

El presidente Joe Biden dijo que apoya una investigación sobre los orígenes del virus. Dijo recientemente que había ordenado a la comunidad de inteligencia que le informara en un plazo de 90 días sobre lo que habían encontrado.

Biden les dijo a los periodistas el jueves que dará a conocer el informe al público “a menos que haya algo de lo que no tenga conocimiento”.

Sigue a Zachary en Twitter: @zackstieber


Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí


Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS