Beijing usa guerra política para subvertir a sociedades libres: funcionario del Departamento de Estado

Por Cathy He
31 de Octubre de 2020
Actualizado: 31 de Octubre de 2020

El Partido Comunista Chino (PCCh) está desplegando una guerra política para influir de forma encubierta en las sociedades libres de todo el mundo, advirtió un alto funcionario del Departamento de Estado.

El régimen “quiere el control, o al menos el poder de veto, sobre el discurso público y las decisiones políticas en todo el mundo”, dijo David Stilwell, subsecretario de Estado para Asuntos de Asia Oriental y el Pacífico, en una discusión virtual organizada por la Hoover Institution de la Universidad de Stanford el 30 de octubre.

El régimen hace esto a través de una amplia gama de actividades malignas que son “encubiertas, coercitivas y corruptas”, dijo. Estas actividades son denominadas por el PCCh como “trabajo del Frente Unido”, pero en Occidente se entienden mejor como guerra política, añadió Stilwell.

El trabajo del Frente Unido, descrito por los líderes del Partido como un “arma mágica”, involucra los esfuerzos de miles de grupos extranjeros que llevan a cabo operaciones de influencia política, reprimen movimientos disidentes, recopilan inteligencia y facilitan la transferencia de tecnología a China. Estos grupos son coordinados por la agencia del Partido, el Departamento de Trabajo del Frente Unido (UFWD).

Si bien algunas organizaciones del Frente Unido declaran públicamente su afiliación con Beijing, “la mayoría intenta presentarse como ONG independientes, foros de intercambio cultural, asociaciones de ‘amistad’, cámaras de comercio, medios de comunicación o grupos académicos”, dijo Stilwell.

Una investigación reciente de Newsweek descubrió cerca de 600 grupos de este tipo en los Estados Unidos. Stilwell dijo que los grupos incluyen Institutos Confucio respaldados por Beijing que se encuentran en docenas de campus universitarios estadounidenses, asociaciones de estudiantes y de académicos chinos, empresas privadas chinas y otros grupos que trabajan para cooptar a los gobiernos estatales y locales.

“En total, nos enfrentamos a una amalgama grande y deliberadamente opaca de funcionarios, agentes y ministros del Partido Comunista Chino que buscan ventajas en nuestras sociedades”, dijo.

Este año, la administración Trump ha designado una serie de organismos controlados por el PCCh como misiones extranjeras de China en reconocimiento de su papel en seguir las órdenes de Beijing en Estados Unidos. Más recientemente, el departamento de estado designó a un grupo del Frente Unido, la Asociación Nacional para la Unificación Pacífica de China, como misión extranjera. También se designaron como misiones al Centro de Estados Unidos del Instituto Confucio y a 15 medios de comunicación controlados por el estado.

Mientras tanto, el departamento de justicia también tomó medidas fuertes contra una serie de acciones malignas autorizadas por el PCCh, desde el robo de propiedad intelectual hasta el espionaje. En septiembre, un oficial de la policía de Nueva York, Baimadajie Angwang, fue arrestado y acusado de espiar para el régimen. Los fiscales alegaron que Angwang proporcionó inteligencia sobre la comunidad tibetana local a su contacto en el consulado chino que fue asignado a la división UFWD, la Asociación China para la Preservación y el Desarrollo de la Cultura Tibetana.

Stilwell dijo que buscar la reciprocidad es un “paso fundamental” para “proteger a nuestras propias sociedades de ser transformadas por Beijing”.

“Le permitimos al Partido Comunista Chino un acceso a nuestra sociedad que [el régimen] nunca nos brindó”, dijo, incluso en las áreas de diplomacia, educación, comercio, inversión y ciencia y tecnología.

El funcionario imploró a otros países que sigan las acciones de Estados Unidos “para insistir en la reciprocidad, transparencia y hacer rendir cuentas al Partido Comunista Chino”.

Stilwell agregó: “El Partido Comunista Chino representa un riesgo real para nuestra forma básica de vida: prosperidad, seguridad y libertad, todo. Nuestra tarea es reconocerlo, alertar a los demás y juntos tomar las medidas necesarias para defender nuestras libertades”.

Siga a Cathy en Twitter: @CathyHe_ET


Apoye nuestro periodismo independiente donando un “café” para el equipo.


A continuación

Bolsonaro quiere “erradicar al comunismo” de Brasil

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS