Más de 900 legisladores de todo el mundo reprenden a Beijing por perseguir a Falun Gong

Por Eva Fu
11 de Diciembre de 2020
Actualizado: 11 de Diciembre de 2020

Un total de 921 legisladores de 35 países y regiones de todo el mundo emitieron una declaración conjunta en el Día Internacional de los Derechos Humanos para condenar la persecución durante décadas por parte del régimen chino a la práctica espiritual de Falun Gong.

Falun Gong, o Falun Dafa, fue introducida en China en la década de 1990, es conocida por sus ejercicios meditativos y enseñanzas morales centradas en tres principios: verdad, compasión y tolerancia.

Su creciente popularidad —alrededor de 70 a 100 millones de personas practicaban en 1999, según estimaciones del Estado en ese momento— fue considerada una amenaza por el régimen chino, que luego lanzó una brutal campaña de represión en julio de 1999. Desde entonces, millones de personas han sido encarceladas, enviados a campos de trabajo, pabellones psiquiátricos y otras instancias. Cientos de miles han sufrido torturas, de acuerdo con las estimaciones del Centro de Información de Falun Dafa.

Minghui.org, un sitio web con sede en EE.UU. dedicado a documentar la persecución, ha rastreado alrededor de 4600 muertes por diversos abusos, aunque los expertos dicen que el número real es probablemente mucho mayor debido al problema de la verificación de información en China.

“La persecución hacia Falun Gong en China ha sido una de las campañas más duras contra un grupo creyente en los tiempos modernos”, escribieron los legisladores en una declaración publicada por el Centro de Información de Falun Dafa. Instaron al Partido Comunista Chino a “detener inmediatamente la persecución” y “liberar incondicionalmente a todos los practicantes de Falun Gong detenidos y a otros prisioneros de conciencia”.

“Todo ser humano merece dignidad, deberían tener control sobre su cuerpo y libertad de creencia”, dijo David Seymour, miembro del parlamento de Nueva Zelanda.

Levi Browde, el director ejecutivo del Centro, aplaudió la postura de los legisladores, calificándola de “un esfuerzo sin precedentes” para “detener las injusticias del Partido Comunista Chino contra Falun Gong”.

“Juntos envían un claro mensaje de solidaridad a aquellos que sufren en China y un rechazo inequívoco a la campaña del régimen chino para acabar con una fe pacífica practicada por decenas de millones de personas en China, y en todo el mundo”, dijo en un comunicado de prensa.

El desfile de Falun Dafa en Manhattan, Nueva York, el 16 de mayo de 2019. (Samira Bouaou/The Epoch Times)

Humanos “asesinados”

En 2019, un tribunal popular independiente determinó que los practicantes de Falun Gong eran la principal víctima de la sustracción de órganos autorizada por el Estado chino—asesinados por sus órganos, los cuales se venden en un lucrativo mercado negro para alimentar el turismo de trasplantes.

“Estos son seres humanos que están siendo asesinados, algo inhumano, algo muy bárbaro”, dijo Guspardi Gaus, un legislador de Indonesia.

Un número creciente de países, entre ellos Estados Unidos, Austria, Bélgica, Canadá, República Checa, Taiwán e Italia, han iniciado o adoptado medidas para desalentar la práctica del tráfico de órganos.

Con motivo del Día Internacional de los Derechos Humanos, el 10 de diciembre, Estados Unidos también sancionó a un funcionario chino por su papel en las violaciones de los derechos humanos contra los practicantes de Falun Gong, convirtiéndolo en el primer perseguidor de Falun Gong en ser castigado.

Wang Ting-yu, miembro de la legislatura unicameral de Taiwán, el Yuan Legislativo, señaló que el Estado insular podría iniciar sanciones similares.

“Taiwán puede al menos comprobar la identidad de aquellos que persiguen a Falun Gong… y clasificarlos como persona non grata o investigar si tienen financiación ilícita en Taiwán”, dijo en una declaración. “Si esto se convierte en una práctica común en todo el mundo, le haremos saber al Partido Comunista Chino que si persiguen a Falun Gong, no tendrán ningún lugar en el mundo, ningún lugar donde esconderse”.

Wang señaló que el PCCh ha “acumulado” tácticas durante la campaña de persecución y las ha aplicado en la represión de otras religiones, como los católicos, cristianos y musulmanes uigures.

“Resolver el tema de Falun Gong es fundamental para solucionar todos estos problemas”, dijo. “Espero que China saque al Partido Comunista y le dé una oportunidad a su propio país y a su gente”.

Siga a Eva en Twitter: @EvaSailEast

Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí

A continuación

Evidencia de genocidio expuesta por los documentos internos del PCCh

Done a The Epoch Times

Cómo puede usted ayudarnos a seguir informando

¿Por qué necesitamos su ayuda para financiar nuestra cobertura informativa en Estados Unidos y en todo el mundo? Porque somos una organización de noticias independiente, libre de la influencia de cualquier gobierno, corporación o partido político. Desde el día que empezamos, hemos enfrentado presiones para silenciarnos, sobre todo del Partido Comunista Chino. Pero no nos doblegaremos. Dependemos de su generosa contribución para seguir ejerciendo un periodismo tradicional. Juntos, podemos seguir difundiendo la verdad.

TE RECOMENDAMOS