UE insta a China para que libere a periodista ciudadana encarcelada por informar sobre COVID-19

Por Alexander Zhang
29 de Diciembre de 2020
Actualizado: 29 de Diciembre de 2020

La Unión Europea pidió el martes al régimen chino que liberara a una periodista ciudadana china que fue encarcelada por informar sobre el brote de COVID-19 en Wuhan.

La periodista ciudadana china Zhang Zhan fue condenada a cuatro años de prisión el 28 de diciembre, convirtiéndose así en la primera reportera conocida que es condenada por Beijing por proporcionar información de primera mano sobre la pandemia del virus del PCCh dentro de China.

En un comunicado, la delegación de la UE en China citó “fuentes fidedignas” que afirmaban que Zhang había sido sometida a torturas y malos tratos durante su detención y que su estado de salud se había deteriorado gravemente.

“Es crucial que reciba una asistencia médica adecuada”, dijo un portavoz de la delegación de la UE.

“Las restricciones a la libertad de expresión, al acceso a la información y la intimidación y vigilancia de los periodistas, así como las detenciones, los juicios y las condenas de los defensores de derechos humanos, abogados e intelectuales en China, son cada vez mayores y siguen siendo motivo de gran preocupación”, dijo el portavoz.

La delegación de la UE también expresó su preocupación por el encarcelamiento del destacado abogado de derechos humanos Yu Wensheng. El 13 de diciembre, el Tribunal Popular Superior de Jiangsu confirmó la decisión del tribunal de primera instancia en el caso de Yu, confirmando una sentencia de cuatro años sin dar a sus abogados defensores la posibilidad de presentar un alegato de defensa.

La UE pidió la liberación inmediata de Zhang y Yu, y de “otros defensores de derechos humanos detenidos y condenados”, así como de “todos aquellos que se han dedicado a informar sobre actividades de interés público”, dijo el portavoz de la UE.

Zhang, una exabogada de 37 años, llegó a Wuhan, epicentro de la pandemia en China, a principios de febrero, y comenzó a publicar artículos en sus cuentas de redes sociales. A menudo criticó las medidas adoptadas por las autoridades chinas para detener la propagación de COVID-19.

Desapareció por primera vez en mayo, antes de que las autoridades chinas confirmaran su detención un mes después. Su acusación, que se hizo pública a mediados de noviembre, demostró que Zhang estaba acusada de cargos que incluían “distribución de información falsa a través de mensajes de texto, vídeo y otros medios”.

El documento del tribunal también acusaba a Zhang de “especular maliciosamente” sobre la pandemia de Wuhan al “hablar con los medios de comunicación extranjeros Radio Free Asia y The Epoch Times”. Zhang fue entrevistada varias veces por The Epoch Times en chino.

Zhang había estado en huelga de hambre durante meses antes de su comparecencia ante el tribunal el 28 de diciembre. En una publicación de redes sociales el 17 de diciembre, el abogado Ren Quanniu escribió que Zhang estaba tan delgada y fuera de forma que apenas podía reconocerla.

El paradero de otros tres periodistas ciudadanos chinos, Chen Qishui, Fang Bin, y Li Zehua, continúa siendo desconocido después de que desaparecieran anteriormente este año.

Con información de Frank Fang.

Únase a nuestro canal de Telegram para recibir las últimas noticias al instante haciendo click aquí

A continuación

Disidentes en China ‘desaparecieron’ durante muchos años

TE RECOMENDAMOS